Hoy decidí hablarte de psicología y finanzas. Porque no podemos pretender tener unas buenas finanzas, o unas finanzas saludables, si nos dejamos llevar por la mente con malas ideas sobre el dinero. Lamentablemente, eso es lo que ocurre con nosotros muchas veces, o casi siempre.

Esto se debe a que, como no tenemos una educación financiera fortalecida, le creemos a cada pensamiento que nos llega sobre el dinero. Por eso terminamos gastando de más. O, por el contrario, siendo tacaños.

Pero nosotros mismos podemos revertir ese comportamiento si caemos en cuenta de los “huecos” en los que nos hace caer nuestra mente. Porque de algo sí estoy seguro y es de que cuando tomamos una decisión financiera, nos damos cuenta.

Solo que no somos capaces de controlarnos. O de tomar un mejor camino. Y ahí es cuando llegan las pérdidas, las quiebras y la pobreza. Aquí te daré mostraré cuatro engaños de tu mente.

Psicología Y Finanzas Al Comparar Precios

Al comprar entra en juego el dúo de psicología y finanzas.

Al comprar entra en juego el dúo de psicología y finanzas.

Uno de los principales engaños de nuestra mente aparece cuando escucha la palabra “precio”. Porque, generalmente, nos lleva a pensar que lo más caro que compremos será mejor. Pero déjame decirte que tu mente está equivocada por varias cosas.

La primera es que un objeto más caro, como uno abrigo, no significa que sea de mejor calidad que uno barato. Puede que el caro sea elaborado en un país con estaciones donde la ropa, generalmente, dura menos que en países donde el clima no varía. ¿Ves?

Pero, aparte de los materiales, tu mente te engaña con respecto al uso que le darás al objeto que compras. Y te dice “oye, compra los zapatos caros”. Todo para que, al final, te des cuenta de que caminas igual o te lucen igual que los no costosos.

Sin embargo, para mí, el peor engaño que te hace la mente tiene que ver con tu autoestima. Porque te dice “si compras la ropa de marca, serás una mejor persona”. ¡Y tú le haces caso! Cuando tu verdadero valor no tiene nada que ver con tus posesiones.

Lo Más Nuevo Es Lo Mejor

Pero aún hay más engaños de tu mente hacia ti. Uno de ellos tiene que ver con la novedad de lo que compras. Porque te atraen las cosas nuevas, yo sé que sí. Pero créeme cuando te digo que lo más nuevo no siempre es lo mejor.

Para explicártelo te voy a poner el mejor ejemplo: un carro. Supongamos que quieres comprar un carro que cuesta US$30.000 y tú ya los tienes. Entonces vas y compras el carro que quieres.

Pero al cabo de unos años tu mente te dice “oye, este carro está como viejo, renuévalo”. El problema es que en el mercado por el mismo carro que compraste solo te dan US$10.000 y tú no tienes lo que te falta para comprar un carro nuevo.

Entonces, ¿qué haces? Te endeudas para comprar un nuevo carro. Lo que tu mente no te deja ver es que tu carro anterior, aunque estuviera más viejito que el otro, cumple exactamente, la misma misión que el carro nuevo: Trasladarte de un lugar a otro, de manera segura.

Maneja tu psicología y finanzas y tu dinero lo agradecerá.

Maneja tu psicología y finanzas y tu dinero lo agradecerá.

Psicología Y Finanzas Sobre El Pasado

Otro truco que te juega la mente tiene que ver con el tiempo. ¿Has oído el dicho “todo pasado fue mejor”? Bueno, la mente es experta en creérselo y en hacértelo creer a ti. Y tú te rindes a sus pies.

Entonces, ella te dice “si el mes pasado usaste tu tarjeta de crédito para comprar bobadas, úsala también ahora”. Y tú piensas “es verdad, usé la tarjeta y no me cayó un rayo, así que la usaré de nuevo”.

Y puede que lo que compres te haga feliz por un instante. No lo niego. Pero cuando te llega la cuenta de tu tarjeta, mientras miras cómo vas a hacer para pagar, tu mente se muere de la risa porque caíste en la trampa de nuevo. Esto también pasa cuando compras lo más caro, sin ni siquiera evaluar otras opciones.

O cuando piensas en gastarte más de lo que se han gastado tus padres en algo solo como un acto de “venganza”. Como ves, la mente puede jugarte trucos y es necesario que aprendas a identificarlos y ponerles límites.

¿No Gastar Es Lo Mejor?

El crédito afecta tu psicología y finanzas.

El crédito afecta tu psicología y finanzas.

Pero la mente es tan poderosa que puede jugarte doble. Esto pasa cuando, por ejemplo, a pesar de tener el dinero, no lo gastas en lo que quisieras. En este caso, la mente te mete miedo. A pesar de que al comprar algo no te estuvieras endeudando o gastando de más.

Es en estos casos cuando la gente termina guardando su dinero. Y muriendo sin haberlo disfrutado en vida. Es decir, cuando se vuelven tan ambiciosos, posesivos y acumuladores que ni siquiera ellos mismos quieren gastar su propio dinero.

Por esto es importante que aprendas el significado de gastar con sentido. Es decir, de emplear tu dinero para adquirir lo que quieras. Pero sin dejarte llevar por tu mente o por la moda.

Solo de esta forma encontrarás una verdadera felicidad al gastar tu dinero. Porque tus gastos ya no serán fruto de un capricho. Ni de un momento de ansiedad, ni buscarás con ellos llenar un vacío.

Una Larga Tarea

Sé que la tarea de desprenderte de estos engaños de tu mente no es fácil. Pero es algo necesario porque puede darles un vuelco positivo a tus finanzas. Entonces, ¿por qué no intentarlo?

Para empezar, te propongo que respondas estas preguntas sobre psicología y finanzas. Y que a partir de esas respuestas tomes acción. Algún día, tus finanzas te lo agradecerán y tú también te sentirás mejor.

  1. ¿Eres consciente de los engaños de tu mente sobre las finanzas?
  2. ¿Qué tan frecuentemente tu mente te engaña sobre tu dinero?
  3. ¿Cuál de esos engaños es el que más te cuesta enfrentar?
  4. ¿Por qué crees que ocurre esto?
  5. ¿Qué estás dispuesto a hacer para vencer a ese engaño?

 

Gracias por leer, por favor ahora ¡Comparte!

 

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!