Cómo Analizar Ichimoku: Guía Completa – Hyenuk Chu

Cómo Analizar Ichimoku: Guía Completa – Hyenuk Chu

Las Nubes de Ichimoku o Ichimoku Cloud son uno de los indicadores que podemos usar al invertir en la Bolsa de Valores de Nueva York. Este fue creado por el periodista japonés Goichi Hosoda en 1930. Sin embargo, se perfeccionó e hizo más masivo 40 años después.

Como no tenía un computador, Hosoda contrató a un grupo de estudiantes universitarios. Su misión era recoger los datos diarios relacionados con el mercado del arroz. Debían hacer cálculos sobre ellos y graficar los resultados en hojas de papel milimétrico.

De esta forma, podían reconocer posibles zonas de soporte y resistencia de los precios. Algo que resultaba muy útil para el periodista. Con el tiempo, esta estrategia se popularizó hasta que llegó a manos de las plataformas de trading.

Estas decidieron incluir la fórmula de las Nubes de Ichimoku en sus funciones. Gracias a ella, para los inversionistas empezó a ser más sencillo realizar su análisis técnico. Y, de esta manera, decidir cuándo colocar sus operaciones o salir de ellas.

Por eso, hoy este indicador sigue siendo ampliamente usado por los inversionistas. Pero ¿qué son las Nubes de Ichimoku? ¿Cuáles son sus componentes? ¿Cómo se pueden usar acertadamente al invertir? Encuentra las respuestas a esas y otras preguntas en esta guía.

¿Qué Es El Ichimoku?

Las Nubes de Ichimoku, como lo mencioné antes, son un indicador que puedes usar al invertir. Así como el volumen o el RSI. Tal como ellos, cumple una función específica o te da una información específica sobre el precio de la acción de tu interés.

Específicamente, te muestra zonas potenciales de soporte y resistencia del precio de esa acción. Para lograrlo, se vale del MOVING AVERAGE o del promedio móvil, más conocido como MA.

Este es otro indicador que analiza los precios pasados de las acciones. Y, al mismo tiempo, filtra las fluctuaciones aleatorias en el mismo periodo de tiempo. Por eso, habla acerca de si la tendencia que sigue el precio es alcista o bajista.

Adicionalmente, las Nubes de Ichimoku muestran cuando se presenta lateralidad. Por eso, proporcionan más información que las velas japonesas por sí solas. Como ellas, se pueden aplicar a cualquier rango de tiempo y arrojan datos tanto a corto como a largo plazo.

Pero, para usarlas correctamente, es necesario saber cuáles son sus componentes. Adicionalmente, es clave saber cuáles son las señales que cada uno de esos componentes puede darte al invertir. A continuación, te explico las principales características de cada uno.

Así se ven en los gráficos las Nubes de Ichimoku

Así se ven en los gráficos las Nubes de Ichimoku – Hyenuk Chu

¿Cómo Funciona La Nube De Ichimoku? Las Nubes

Las Nubes de Ichimoku se ven en los gráficos, literalmente como nubes o zonas verdes y rojas. Se pueden configurar en todas las temporalidades, es decir por minutos, horas, días, semanas, meses, etc.

En cualquier caso, las Nubes de Ichimoku van 26 velas japonesas adelantadas. Esto porque recuerda que su objetivo es mostrar potenciales nivel de soporte y resistencia. Es decir, determinar lo que podría llegar a pagar a futuro con el precio de una acción.

En caso de que uses este indicador al invertir, te puede dar la siguiente información sobre la acción que estés analizado:

  • Pueden interpretarse como posibles niveles de soporte o resistencia que alcanzará el precio de la acción.
  • Como estas nubes muestran una tendencia, si el precio de la acción está por encima de las nubes, la tendencia es alcista. Si el precio de la acción está por debajo de las nubes, la tendencia es bajista.
  • Cuando el precio se ubica dentro de la nube, quiere decir que el mercado podría estar CHOPPY la tendencia es lateral.

¿Cuáles Son Los Componentes De Ichimoku? Líneas De Conversión Y Base

Las Nubes de Ichimoku te ayudan a tomar decisiones al invertir

Las Nubes de Ichimoku te ayudan a tomar decisiones al invertir – Hyenuk Chu Foto: Pixabay

Aparte de las nubes como tales, las nubes de Ichimoku tienen otros componentes que son las líneas de conversión y base. Las primeras, generalmente, se ven en el gráfico de color azul. Las de base aparecen de color rojo.

La línea de conversión funciona como soporte y resistencia. Es decir que te puede indicar lo que podría llegar a pasar con el precio de la acción de tocar esos niveles. Esto también te puede indicar si la tendencia podría ser bajista o alcista.

Tal como ocurre con las Nubes de Ichimoku, las líneas de conversión y base te pueden dar estas señales con respecto al precio de la acción:

  • Al formarse, dan una señal más rápida con respecto a la tendencia que podría seguir el precio de la acción.
  • Proveen una señal de MOMENTUM anticipadamente. El MOMENTUM es un indicador técnico que muestra la tendencia en los precios de las acciones y los cambios que han tenido en cierto periodo de tiempo.
  • Las plataformas calculan estas líneas automáticamente. Usan el punto medio entre el alto y el bajo de las velas de las últimas 9 sesiones para el caso de las líneas de conversión. Y usan el punto medio entre el alto y el bajo de las velas de las 26 velas pasadas para las líneas de base.

Ichimoku Cloud: Líneas De Retraso

El tercer componente de las Nubes de Ichimoku son las líneas de retraso. Estas, usualmente, aparecen en el gráfico de color verde. Corresponden al precio actual de la acción, pero dibujado con 26 periodos o sesiones de retraso. ¿Qué señales dan?

  • Una señal que no es tan relevante como las asociadas a los dos primeros componentes. No obstante, a esta se puede acudir como confirmación final al tomar la decisión de colocar una operación.
  • Facilita conocer el precio anterior de las acciones. Es un espejo del precio de hace 26 periodos, sin importar la temporalidad.

Estrategia Ichimoku De Entrada

Si quieres invertir, empieza ahora. Puedes ayudarte con las Nubes de Ichimoku

Si quieres invertir, empieza ahora. Puedes ayudarte con las Nubes de Ichimoku – Hyenuk Chu Foto: Pixabay

Entonces ¿cómo decidir si conviene entrar o salir de una operación a partir de este indicador? Hay varios aspectos clave que debes tener en cuenta al momento de decidir tu estrategia de entrada:

  • La entrada ideal para un LONG o CALL es que el precio esté por debajo de la nube y la atraviese hacia arriba, mejor aún si es por la parte delgada de la nube.
  • En el caso contrario, para un PUT, lo ideal es que el precio esté arriba de la nube y la atraviese por completo hacia abajo.
  • Si el precio atraviesa la nube por su lado más ancho, debes revisar que el precio no venga ya con una marcada tendencia alcista. Si es así y entras, lo harías cuando ya es tarde para tomar las mejores ganancias.
  • Si estás frente a este último caso, lo mejor es esperar a que el precio haga un retroceso. Entonces, pues verificar si existen las condiciones para hacer un SHORT. O para invertir luego.
  • Si el precio de la acción no rompe la zona delimitada por la Nube de Ichimoku, se debe evitar entrar o colocar ahí una operación. Básicamente, porque no estás obteniendo una señal concreta con respecto a la tendencia que puede tomar el precio. Estar atento a los rompimientos de las nubes es clave.

Estrategia Ichimoku De Salida

Con respecto a las estrategias de salida que puedes ejecutar cuando usas Nubes de Ichimoku, te presente que:

  • Puedes colocar tu STOP LOSS en la parte inferior de la nube, si estás haciendo LONG o CALL. Y colocarlo en la parte superior de la nube si estás haciendo SHORT o PUT. Así te asegurarás de controlar tus pérdidas, en caso de que el precio tome la tendencia contraria a la que esperaste.
  • También podrías colocar tu STOP, según sea el caso, con base en las líneas de conversión y base. Sin embargo, ten en cuenta que esto puede resultar mucho más arriesgado.
  • Si estás haciendo LONG o CALL, otra estrategia de salida puede consistir en cerrar tu operación cuando el precio ingresa a una nube por encima. Es decir, cuando está cayendo. Y hacerlo en sentido contrario, si estás haciendo SHORT o PUT.

¿Cómo Descargar El Indicador Ichimoku?

En TradingView puedes visualizar las Nubes de Ichimoku

En TradingView puedes visualizar las Nubes de Ichimoku – Hyenuk Chu Foto: TradingView

Como mencioné unos párrafos atrás, usar las Nubes de Ichimoku hoy en día resulta más sencillo que antes. Básicamente, las plataformas de los bróker hacen la parte técnica por nosotros. Solo nos dejan el análisis por nuestra cuenta.

Así que, si quieres configurarlas, sigue estos pasos. Aplica para las cuentas pagas en TradingView, que es la plataforma que uso:

  • Ve a la parte inferior de TradingView, busca la palabra “Screener” y da click.
  • Por defecto, el sistema configura este indicador en una temporalidad de un día. Puedes cambiarlo a una hora, si lo prefieres.
  • Luego, da click en el botón azul que dice “Filters” y busca “Ichimoku”.
  • Ahí tienes la base de línea, la de conversión y la del alto y bajo de la nube (“Lead” 1 y 2). Solo debes modificar estas dos últimas cambiando, por ejemplo, de “Bellow” a “Above” y con el “High” del precio.
  • Luego puedes buscar “Market” y achicar un poco la búsqueda por empresas que tengan buena capitalización de mercado. También puedes usar otros parámetros como el volumen, las que registren el mayor precio, etc. Esto depende de tu propia estrategia de inversión.
  • Hecho lo anterior, puedes empezar a observar este indicador en los gráficos de las acciones de tu interés.
  • Ten en cuenta que en plataformas como Thinkorswim no es posible ver solo las líneas. Siempre verás las nubes en los gráficos, aunque sí puedes eliminar las líneas. De hecho, lo más importante es que puedas ver las nubes.

¿Ichimoku: El Mejor Indicador?

Como ves, las Nubes de Ichimoku son un indicador que ofrece ventajas. Por un lado, muestra diferentes Datos con una sola orden. Estos son los relacionados con el MOVING AVERAGE y con las nubes como tal.

Como cada nube funciona como zona de resistencia y soporte, puede facilitar la toma de decisiones al invertir. Además, muestran cuál es la posible dirección de la tendencia del precio de las acciones.

Sin embargo, también ofrecen desventajas porque son solo un indicador. Y recuerda que, al invertir, así como no debes usar muchos indicadores, tampoco conviene que te fíes de uno solo.

Adicionalmente, si no lo has estudiado ni practicado con él, puede conducirte a errores que re reflejarían en pérdidas de dinero. Adicionalmente, si el mercado está CHOPPY, el indicador no es de mucha utilidad.

Al usar las Nubes de Ichimoku no olvides esto

Al usar las Nubes de Ichimoku no olvides esto – Hyenuk Chu

Consejos Para Usar Mejor Las Nubes De Ichimoku

Por lo tanto, ten en cuenta estos consejos antes de empezar a invertir con base en este indicador:

  • Practica en un entorno seguro, como la cuenta demo, antes de pasar al entorno real.
  • Si quieres empezar a usar este indicador en tu cuenta real, hazlo en posiciones pequeñas. Nunca lo hagas en posiciones grandes.
  • Apóyate en otros indicadores básicos, como el volumen o el RSI, antes de tomar colocar cualquier operación.
  • Al mismo tiempo, evita saturarte de información. Entre más simple sea tu estrategia de inversión, mucho mejor.
  • Ten presente que conocer un indicador no reemplaza el análisis premarket ni el análisis de gráficos. Estos te corresponde hacerlos a ti como inversionista.
  • Finalmente, no olvides hacer un buen manejo del riesgo y del capital a invertir.

Ahora, comparte tu opinión:

  1. ¿Usas las Nubes de Ichimoku al invertir?
  2. En caso de que sí, ¿por qué te parece útil este indicador?
  3. Si no lo usas, ¿cuáles prefieres?

 

 

8+1 Señales De Falta De Educación Financiera – Hyenuk Chu

8+1 Señales De Falta De Educación Financiera – Hyenuk Chu

La falta de educación financiera es un asunto que suele verse como si se tratara de una materia del colegio o la universidad. Algunos dicen “no sé educación financiera y me da igual”. Como si no supieran geometría o manualidades.

Lo que no ven en medio de su ignorancia es que la educación financiera, más que ninguna otra, se refleja en su vida personal. Porque esta se refiere, ni más ni menos, que a la mentalidad y la práctica necesarias para manejar bien el dinero.

Aunque hablar de estos dos aspectos parece típico o redundante, son claves cuando de finanzas personales se trata. Porque no se puede ser rico financieramente si siempre se piensa en la pobreza. O en gastar el dinero.

Tampoco se puede aspirar a tener dinero o liquidez de sobra si lo que pensamos nunca lo aplicamos en la vida diaria. Por eso ambos aspectos son parte de una fórmula o de un matrimonio perfecto.

Pero aquí no te voy a hablar sobre cómo tener una buena educación financiera. Ni sobre cuáles son los mejores caminos o alternativas para obtener dinero en una época tan convulsa como la actual.

Por el contrario, te hablaré acerca de qué señales que tal vez aún no ves te comprueban que tienes una falta de educación financiera. ¿Estás listo para confrontarte a ti mismo y saber de qué lado estás?

Falta De Educación Financiera: Dime ¿Qué Piensas? Y Te Diré Quién Eres

Pensar mal de dinero es tener falta de educación financiera

Pensar mal de dinero es tener falta de educación financiera – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Existe un famoso adagio popular que dice: “dime qué piensas y te diré quién eres”. Empiezo por aquí porque, aunque muchos lo duden, la riqueza o la pobreza empiezan a crearse en tus propios pensamientos. Por eso:

  1. Piensas mal acerca del dinero. Fíjate siempre en lo que piensas acerca del dinero. Si siempre estás pensando que no tienes suficiente o que serías más feliz si fueras rico ¡atención! Estás ante la primera señal de falta de educación financiera.

¿Sabes por qué? Porque si, realmente, quisieras ser millonario, serías feliz con lo que tienes hoy. Y sea poco o sea mucho, lo usarías como un trampolín para tener una mejor situación económica.

  1. No te fijas en lo que piensas del dinero. Paralelamente, debes prestar atención a lo que piensas del dinero como tal. En caso de que pienses que el Estado debe mantenerte o que alguien más debe responder por tu dinero ¡Atención! Estás cayendo en una trampa.

Pero no lo digo porque piense que el Estado no debe apoyar a sus ciudadanos. Lo digo porque, si delegas el tema de tu dinero en manos de terceros, pierdes un gran poder. Este es el de tenerlo y crear con él la vida única que quisieras tener para ti.

Te lo pongo en otras palabras. Depender del dinero que te da alguien más significa que tus planes o sueños también dependen de esa persona. Entonces, la pregunta correcta es: ¿estás dispuesto a que el cumplimiento de tus planes o sueños dependa de alguien más?

¿Qué Dices Sobre El Dinero?

Otras de las señales que te indican que tienes una falta de educación financiera tienen que ver con lo que dices sobre el dinero. Porque esto puede materializarse en tu vida. Por eso es clave cuidar tus palabras acerca de las finanzas.

  1. Piensas desde la carencia. En ese sentido, presta atención cuando dices “no tengo” o “no me alcanza”. Porque, cuando lo haces, te estás convenciendo a ti mismo de que esa es tu realidad. Pero lo peor es que te estás impidiendo a ti mismo encontrar soluciones para cambiarla.

Más bien, cuando te oigas a ti mismo decir algo similar, haz un ejercicio imaginario. Trata de retroceder el tiempo, como si pudieras reconocer tu realidad desde una forma más positiva. Así te darás cuenta de que hay oportunidades que, tal vez, no hayas visto con respecto a acercarte al dinero sin estarlo criticando siempre.

  1. No tienes un propósito para tu dinero. Al mismo tiempo, ten cuidado con lo que dices con respecto al uso que le darás al dinero. Especialmente, porque el dinero debe estar atado a un propósito. Si no, se trata de un simple papel.

Te lo explico con un ejemplo. Si dices que quieres tener mucho dinero para viajar por el mundo, está bien. ¿Pero no sería mejor si dijeras, porque lo sientes, que también quieres apoyar una causa social? Esto te ata con el propósito que debes tener siempre al hablar de dinero.

De esta manera, el dinero deja de ser una simple moneda y adquiere un sentido más amplio. Un sentido que no solo te puede ayudar a manejarlo mejor. De hecho, hasta puede cambiar tu vida para bien.

Más Señales Que Indican Falta De Educación Financiera

La falta de educación financiera se refleja en las compras desmedidas

La falta de educación financiera se refleja en las compras desmedidas – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

A este apartado ponle mucha atención. Porque una cosa es pensar o hablar acerca del dinero. Pero otra muy diferentes es actuar cuando lo tienes en tus manos. Y ahí es que se hacen evidentes las mayores señales de falta de educación financiera. Dos de ellas son:

  1. Tienes un afán por ganar dinero. Muchos no tienen dinero en sus manos o lo tienen, pero siempre quieren más. Entonces, se sienten incompletos o inconformes, aunque tengan los bolsillos llenos.

Si esto te pasa a ti, es una señal de que algo está fallando. Así que debes revisar qué es lo que te molesta. ¿Es la cantidad de dinero que tienes? ¿No poderlo gastar en lo que quieres? Las respuestas te ayudarán a ver cómo salir de esa encrucijada y percibir al dinero desde una perspectiva positiva.

  1. Solo quieres gastar y gastar. Al momento de actuar, el dinero se convierte en una gran tentación que lleva a las personas a comprar de forma desmedida. No perciben los otros usos que puede dársele al dinero.

Si esta es tu situación, algo debes reparar. Porque el dinero se hizo para gastar. Pero, más importante que eso, se hizo para ayudarte a tener libertad. Y a que, precisamente, no tengas que depender del dinero para realizar los planes que te dan felicidad. Es clave entender esta diferencia y saber que así funciona este juego.

Porque, si tienes dinero, eres más libre. No dependes de un jefe ni de un sueldo. En cambio, si no lo tienes, debes someterte a que alguien te contrate. O a que ocurra un milagro y te hagas rico de la noche a la mañana. ¿Ves la diferencia?

¿Ahorras, Inviertes O Ninguna De Las Dos?

Otras señales de falta de educación financiera tienen que ver, precisamente, con el uso que le das a tu dinero. O con la forma como crees que puede ser un catalizador que te ayude a cumplir tus planes.

  1. No ahorras. Entonces, por un lado, crees que el dinero se debe gastar todo aquí y ahora. De cierta manera, eso es cierto porque hay que vivir el presente. Pero, como nadie te garantiza que en el futuro ganarás dinero, sería mejor prever esa situación y ahorrarlo desde ahora.

De lo contrario, en algún momento te vas a ver arrepintiéndote por algo que no hiciste antes. A pesar de que tuviste todas las oportunidades y señales con respecto a lo que deberías haber hecho.

  1. No inviertes. Lo anterior está atado con este último punto. Como tu intención es gastar y no ahorrar, te preocupas todavía menos por invertir. Es decir que dejas de lado la oportunidad de que tu dinero crezca. O de que te genere una rentabilidad o ganancia.

Lo grave de esto, aparte de que puede que no tengas dinero cuando lo necesites, es que habrás desperdiciado el tiempo. Y el tiempo es un recurso finito, que no solo se acaba, sino que nunca retorna.

Hablando de dinero, el tiempo además adquiere otro poder. El dinero no crece de la noche a la mañana, pero sí puede hacerlo en el tiempo. Básicamente, porque los activos se valorizan. Esto siempre debes tenerlo en cuenta.

Para recordar, sobre la falta de educación financiera

Para recordar, sobre la falta de educación financiera – Hyenuk Chu Foto: Pixabay

¿Cuánto Tiempo Te Queda?

Lo anterior es básico cuando se habla de la falta de educación financiera. Porque, como dije al principio, no se trata solo de que pierdas una materia en el colegio. Se trata de un asunto que, realmente, puede marcar la diferencia en tu vida.

Si la tienes, no solo tienes más herramientas para disfrutar el presente. También puedes planear mejor el futuro. Lo que te ayuda a tener más tranquilidad hoy porque sabes que tienes un seguro para el mañana.

En cambio, si tienes una falta de educación financiera, básicamente, estás desaprovechando tu tiempo. Porque estás gastando casi toda tu vida estudiando y trabajando. Para luego irte a gastar lo que te ganas en el boliche.

¿Crees que gastar el dinero así compensa la forma en la que te lo ganaste? ¿No sería mejor pensar que, de alguna manera, te haces un honor a ti mismo cuando le das a tu dinero un propósito superior?

Por ahora, te dejo con esas dudas. Espero que puedas aclararlas y que esto te sirva para cerrar las brechas que aún tienes en términos de educación financiera. Recuerda que, cuando esta falta, no sufre el vecino. Sufre tu propia billetera. Ahora, dinos qué piensas:

  1. ¿Te sentiste identificado, de alguna manera, con este artículo?
  2. ¿Cuál es tu principal falla en términos de educación financiera?
  3. ¿Qué crees que requieres para poder remediar esa falla?
  4. Si te llegara una gran suma de dinero, ¿qué harías con ella?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¿Qué Es Un Portafolio De Inversión Y Cómo Se Estructura? – Hyenuk Chu

¿Qué Es Un Portafolio De Inversión Y Cómo Se Estructura? – Hyenuk Chu

Tener un portafolio de inversión es clave cuando se trata de manejar el dinero. Y útil tanto para quienes invierten en la Bolsa de Valores de Nueva York como para los que no. Aquí te explico en detalle de qué se trata.

¿Qué Es Un Portafolio De Inversión?

Imagina una canasta en la que puedes incluir todos tus activos. Es decir, todo aquello que posees y que tiene un valor. O, en otras palabras, todo lo que determina tu nivel de riqueza a nivel monetario.

Con lo anterior me refiero al dinero que tienes en tus diferentes productos bancarios. Y al que tienes resguardado en fondos de inversión o depósitos a término. También, a tus bienes inmuebles como apartamentos o bodegas.

Igualmente, me refiero a las acciones u otros instrumentos de inversión con los que negocias en la Bolsa de Valores. A tus vehículos, a tus joyas si son muy valiosas e, incluso a tus obras de arte.

Pues esa canasta es tu portafolio de inversiones. Para explicarlo de otra forma, ese concepto se refiere al conjunto de tus activos. Estos pueden ser solo dinero o incluir también tus propiedades.

Cuando hablamos de tu portafolio de inversión en la Bolsa de Valores de Nueva York nos referimos solo a las acciones, ETF u otros instrumentos que posees. Pero, en general, este portafolio hace parte de uno más amplio que es el de tus activos totales.

Haz click aquí para saber más sobre este tema y conoce más sobre mi portafolio de inversión en el sector tecnológico. Dale play:

Objetivo De Un Portafolio De Inversión

Antes de tener un portafolio de inversión, establece objetivos

Antes de tener un portafolio de inversión, establece objetivos – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Poner varios huevos en una canasta es muy fácil, pero construir un portafolio de inversiones requiere de un mayor esfuerzo. Sin embargo, empecemos por el primer paso. Siempre debes tener un objetivo al construir ese portafolio.

Esto es clave porque, en primer lugar, te ayuda a enfocarte. O a saber cuál es tu propósito al hacer crecer tu dinero. Este puede ser asegurar tu libertad financiera en el presente o futuro. O dejarles una herencia material a tus descendientes.

Cada inversionista tiene sus propios propósitos al invertir. Lo importante es que, antes de adquirir tu primer activo, sepas muy bien por qué lo haces. De esta forma, además, puedes saber cuál es tu nivel de riesgo, un tema del que te hablaré más adelante.

Tener un objetivo fijo, adicionalmente, ayuda a los inversionistas a elegir los mejores activos en los cuales invertir. Y a hacerlo de acuerdo con su nivel de riesgo, pues no todos representan la misma oportunidad de ganancia o pérdida que los demás.

Se trata de un paso que debes dar, así como emprendes cualquier proyecto personal o empresarial. Por ejemplo, cuando te vas de vacaciones, estoy seguro de que eres consciente de que te vas porque quieres descansar o divertirte. Pues la misma seguridad debes tener previamente al diseño de tu portafolio de inversiones.

Características De Un Portafolio De Inversión

Aparte de lo anterior, un portafolio de inversiones tiene una serie de características que se van hilando unas con otras. Aquí te hablaré de las dos principales. Así que lee con mucha atención:

  1. Lo ideal es que un portafolio de inversiones sea diversificado. Esto significa que no solo debe incluir un tipo de activo, como los inmuebles, sino varios de ellos. Principalmente, porque así se evita el riesgo de invertir todo el dinero en un solo activo. Te pongo un ejemplo.

La pandemia afectó la venta de autos nuevos porque la gente tiene dificultades para movilizarse. Si tú hubieras tenido todo tu dinero en un concesionario, estarías en problemas. En cambio, si hubieras tenido tu dinero invertido en un concesionario y en un supermercado, solo habrías tenido pérdidas con el primero.

Sin embargo, aquí quiero hacerte una claridad. Invertir en un gran número de acciones o diversificar en ese sentido no es recomendable. Diversificar en la Bolsa de Valores te hace perder el enfoque. Por lo tanto, en ese caso, es mejor elegir invertir en pocas acciones que de verdad conozcas y puedas estudiar.

  1. Para crear un portafolio de inversiones debes considerar cuál es tu capital. No importa si es muy pequeño o muy grande. Básicamente, porque para realizar cualquier tipo de inversión necesitas tener dinero. Y porque de eso depende en qué y cuánto puedes invertir.

Por ejemplo, si solo tienes US$2.000, tal vez solo puedas abrir un depósito a término o comprar acciones o algunos contratos sobre opciones en la Bolsa de Valores. En cambio, si tienes US$200.000, además de lo anterior, tal vez también puedas invertir en real estate o finca raíz.

¿Cuál Es El Riesgo De Un Portafolio?

Los portafolios de inversión entrañan ciertos riesgos

Los portafolios de inversión entrañan ciertos riesgos – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Aclarado lo anterior, es necesario hablar del riesgo, que se divide en dos. El riesgo que asumes como inversionista con respecto a tu dinero, por un lado. Y por el otro, el riesgo inherente a las inversiones que realices y que hace parte de tu portafolio de inversión.

Hablemos del primero. Cuando nos referimos a invertir tu dinero, sabemos que existen dos alternativas. Por un lado, puedes obtener ganancias. Pero, por el otro, puedes obtener pérdidas.

Esto último se puede deber a tu poco conocimiento, por ejemplo. Pero también a los acontecimientos que influyen en el mercado de las acciones o Bolsa de Valores. O a los que inciden en el precio de los inmuebles, si es el caso.

También, a las políticas del gobierno que suben o bajan las tasas de interés. De esto depende que un producto de inversión que te ofrece un banco pueda ser más rentable o no que otros.

Entonces, cuando estés armando tu portafolio de inversiones debes hacerte una pregunta vital. ¿Cuánto dinero estás dispuesto a perder? La respuesta te guiará con respecto a si debes invertir en activos de alto o bajo riesgo.

¿Cómo Se Mide Con Exactitud El Riesgo De Un Portafolio?

Como dije antes, cualquier inversión que realices, sea pequeña o grande, implica un riesgo. ¿Riesgo de qué? Pues de que tus inversiones no cumplan con las expectativas de ganancias que te planteaste al hacerlas. O de que pierdas el dinero invertido. Estos riesgos se dividen en varios grupos, pero aquí te hablaré de los cuatro principales.

  1. Riesgo de mercado. Se refiere a los acontecimientos que pueden afectar el mercado en el que inviertes. Por ejemplo, los precios de las acciones pueden subir o bajar súbitamente. A esto se le llama volatilidad y siempre está presente en cuanto a la Bolsa de Valores se refiere.
  2. Riesgo de liquidez. Una cosa es tener un activo y otra tener el dinero disponible. Este riesgo se presenta cuando, por ejemplo, tienes varios inmuebles. Si tienes algún imprevisto no tienes el dinero disponible para asumir este gasto porque, para hacerlo, tendrías que vender los inmuebles primero. Es decir, no tendrías liquidez.
  3. Riesgo por no diversificar. Diversificar demasiado es negativo porque te hace perder el foco. Pero no diversificar también porque te hace meter todo tu dinero en la misma canasta. Entonces, si algo falla con esa inversión, corres más riesgo de perder tu dinero. En cambio, si lo tienes invertido en diferentes activos o diferentes sectores, es más probable que alguno de ellos te genere una ganancia.
  4. Riesgo de horizonte de inversión. Supongamos que haces una inversión con la proyección de que, a cinco años, te dé cierta rentabilidad. Sin embargo, debes vender antes ese activo porque necesitas el dinero para solventar una necesidad. En ese caso, no puedes esperar a tener la ganancia proyectada. Incluso, es probable que llegues a perder dinero.

¿Qué Es El Valor Del Portafolio?

Revisa periódicamente el desempeño de tu portafolio de inversión

Revisa periódicamente el desempeño de tu portafolio de inversión – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Los riesgos nos dan pie para hablar de otro tema clave relacionado con tu portafolio de inversión. Se trata del valor de tu portafolio de inversión. Pero ¿qué quiere decir esto? Existen diferentes teorías al respecto, pero trataré de explicártelo de una forma sencilla.

La primera habla de obtener un mayor rendimiento por un menor riesgo. Esto quiere decir que, cuando hagas el balance de las ganancias o pérdidas que obtienes con tus inversiones debe pasar algo. Esto es que el rendimiento que obtengas debe ser mayor que el riesgo o la pérdida. Si ocurre al contrario, estás cometiendo algún error que debes revisar.

La segunda se refiere a un término denominado correlación. Si el valor de uno de tus activos sube y los otros también lo hacen, la correlación es positiva. Pero lo que debería pasar es que la correlación sea negativa. Es decir que, cuando el valor de un activo suba, los otros no lo hagan. Aunque esto parece paradójico, significa que, si con un activo no te va bien, tienes más probabilidades de que con otros activos si obtengas rendimientos.

La tercera se denomina Alpha. Esta teoría dice que siempre debes comparar el rendimiento de tu portafolio de inversiones con un referente del mercado. Por ejemplo, si inviertes en inmuebles, debes comparar tus inversiones con respecto al comportamiento de ese sector en general. Si inviertes en acciones, debes ver si el rendimiento de tu portafolio es mayor o menor que los índices bursátiles, como el S&P 500. Si el rendimiento de tu portafolio es mayor que el del referente, entonces vas por buen camino.

¿Cómo Se Conforma Un Portafolio De Inversiones?

Teniendo en cuenta todo lo anterior, puedes empezar a conformar tu portafolio de inversiones. Para lograrlo, sigue estos pasos:

  1. Define el objetivo que quieres conseguir con respecto a tu dinero.
  2. Revisa en cuáles activos podrías invertir, de acuerdo a tu propia experiencia o conocimiento.
  3. De acuerdo con tu capital, clasifica los activos en los que en la actualidad te es posible invertir o en cuáles no.
  4. De los activos en los que puedes invertir, elige los que más conoces. O los que más te atraen porque tendrás que estudiar su sector y comportamiento.
  5. Analiza los riesgos asociados a invertir en esos activos y decide si estás dispuesto a asumirlo.
  6. Considera también los otros tipos de riesgo que existen. Es decir, los que están más relacionados con el mercado que contigo mismo. Y pregúntate también cuáles de ellos estás dispuesto a asumir.
  7. A partir de las consideraciones anteriores, decide los activos en los que de verdad quieres invertir. Ellos conformarán tu portafolio de inversiones.
  8. Analiza bien cuánto capital invertirás en cada uno y a qué plazo. A esto se le llama estrategia de inversiones.
  9. Empieza a invertir según este plan. Y haz un seguimiento constante del comportamiento de tu portafolio. Es decir, de las ganancias o rendimientos y de las pérdidas que puede arrojarte cada operación de inversión que hagas.
  10. Finalmente, si los indicadores te dicen que alguna inversión te reporta más pérdidas que ganancias, evalúa qué hacer. Es posible que eso solo sea algo momentáneo. Pero si ves que, definitivamente, tu inversión no te da retorno y sí te arroja pérdidas, sal de ella. A esto se le llama rebalanceo de tu portafolio de inversión. Es algo que debes hacer mensual, bimestral o trimestralmente.

¿Cómo Hacer Un Portafolio De Inversión En Excel? Sigue Estos Pasos

Formato para hacer seguimiento a tu portafolio de inversión

Formato para hacer seguimiento a tu portafolio de inversión – Hyenuk Chu

El control de tu portafolio de inversiones lo puedes hacer fácilmente, a través de un archivo en Excel. Este debe tener 3 columnas básicas. Estas son los activos en los que inviertes, el porcentaje de capital destinado a cada uno y el valor correspondiente.

Te doy un ejemplo. Una persona puede tener acciones e invertir en ellas el 50% de su capital, que corresponde a US$100.000. Y tener, además, inversiones en EFT que correspondan al otro 50% de su capital o a US$100.000.

Luego, por cada una de esas inversiones puedes tener una pestaña o archivo aparte. En él debes incluir, por ejemplo, todas las acciones en las que inviertes. Adicionalmente, cuánto dinero inviertes en ellas y cuál es su rendimiento al final de cada periodo.

De esta forma, podrás hacer un seguimiento preciso, pero sencillo, de cómo se comportan tus inversiones. De acuerdo a los resultados que observes ahí, puedes hacer los cambios que consideres necesarios.

Espero que te haya gustado este post sobre tu portafolio de inversiones. Pero, ante todo, que resulte útil para saber cómo manejar tu dinero. Ahora, cuéntanos sobre ti:

  1. ¿De qué forma gestionas tus inversiones o qué sistema usas?
  2. ¿Cuáles son las tres principales inversiones que haces hoy?
  3. ¿Qué inversión has dejado de hacer recientemente y por qué?
  4. Si es tu caso, ¿te duele haber dejado pasar la creación de tu propio portafolio?
  5. ¿Viste mi video de la creación del portafolio tecnológico? ¿Tienes alguna duda?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

Los 10 Mejores Inversores De La Historia ¿Qué Los Hizo Tan Especiales? – Hyenuk Chu

Los 10 Mejores Inversores De La Historia ¿Qué Los Hizo Tan Especiales? – Hyenuk Chu

Los mejores inversores de la historia tienen varias cosas en común. En su mayoría, se trata de personas que tuvieron que enfrentar retos en su infancia o su adolescencia. Muchos, incluso, en un principio ni siquiera pensaron en dedicarse a las inversiones.

Sin embargo, por decisión propia o por vueltas del destino terminaron trabajando en la Bolsa de Valores. O en firmas como los “hedge fund”, que luego les abrieron las puertas del emprendimiento. Así crearon sus propios fondos.

Y construyeron grandes fortunas al tiempo que ayudaron a sus clientes para que también crecieran su capital. Sin embargo, usualmente las personas conocen dos o tres nombres de estos inversionistas.

Por eso, aquí hago una compilación de los 10 mejores inversores de la historia. De esta forma, puedes tenerlos como referencia en tu vida diaria como inversionista o como trader. Y aplicar en todo momento sus principales lecciones. O las frases de cada uno que dejaré debajo de su perfil.

No olvides que es mejor lápiz pequeño que memoria grande. Así que toma nota de lo que más te interese de estas historias e incorpóralo a tu conocimiento como inversionista. Empecemos.

Los Mejores Inversores De la Historia

Este es uno de los mejores inversores de la historia

Este es uno de los mejores inversores de la historia – Hyenuk Chu – Foto: quora.com

  1. Philip Arthur Fisher: se hizo reconocido en 1958 por escribir el libro “Acciones comunes, ganancias poco comunes” (“Common Stocks and Uncommon Profits”). Pero su carrera había iniciado en 1928, cuando abandonó sus estudios en la Stanford Graduate School of Business para trabajar como analista de acciones en un banco.

Gracias a esa experiencia, luego obtuvo un trabajo en una comisionista de Bolsa, que también dejó para crear su propia compañía, Fisher & Co. Desde ahí se convirtió en un experto en las inversiones a largo plazo y en realizar análisis fundamentales de las compañías para tomar decisiones con respecto a cómo invertir su dinero.

“No quiero muchas buenas inversiones, quiero pocas excepcionales”.

  1. Peter Lynch: nació en 1944 y entre 1977 y 1990 tuvo las riendas del Fidelity Megallan Fund, fondo mutuo reconocido como uno de los mejores en su tipo. Logró que los activos del fondo pasaran de US$18 millones a US$14.000 millones, un crecimiento impresionante.

Lo hizo, básicamente, invirtiendo en lo que sabía. Esa siempre fue su principal estrategia. Para él, es clave reconocer que, detrás de cada acción, existe una gran empresa. Y el comportamiento de sus acciones depende de que tanto mejoren o crezcan.

“Si no analizas las empresas, tienes las mismas posibilidades de éxito que un jugador de póker apostando sin mirar las cartas”.

Buffett Y Templeton: Otros De Los Mejores Inversores

  1. Warren Buffett: su padre era corredor de Bolsa, pero antes de llegar hasta esa instancia, trabajó como repartidor de periódicos. Con su mentor, Benjamin Graham, le apostaban a los largos análisis fundamentales y a invertir a largo plazo. Luego, creó su propia compañía y más tarde, fundó Berkshire Hathaway.

Gracias a las acertadas inversiones que realiza desde ahí, es llamado ‘el oráculo de Omaha’, la ciudad donde nació, por su gran olfato para los negocios y las inversiones. Tiene una fortuna estimada en US$104.000 millones. El siempre pensó que iba a ser millonario.

“Mira las fluctuaciones del mercado como tu amigo en lugar de tu enemigo, benefíciate de la locura en vez de participar en ella”.

  1. John Marks Templeton: nació en un pequeño pueblo de Tennessee, Estados Unidos, en 1912. Fue la primera persona de ese pueblo en llegar a la universidad. Cuando empezó a invertir en la Bolsa de Valores de Nueva York, solía comprar barato y vender caro.

El éxito que obtuvo lo animó a crear Templeton Funds, pionera en la gestión de fondos de inversión. Como había recibido una educación religiosa, combinó las inversiones con la labor filantrópica. A pesar de ser millonario, siempre fue un hombre sencillo.

“Los mercados alcistas nacen del pesimismo, crecen en el escepticismo, maduran en el optimismo y mueren en la euforia”.

Otro Par Entre Los Mejores Inversores

Graham es uno de los mejores inverores y maestro de inversores

Graham es uno de los mejores inversores y maestro de inversores – Hyenuk Chu – Foto: wikipedia.com

  1. Benjamin Graham: era reconocido como el “decano de Wall Street” por su calidad como inversionista. Adicionalmente, por ser el padre del “value investing”. Esto, básicamente, consiste en comprar acciones o sus derivados a un bajo precio. El objetivo es obtener ganancias al venderlos cuando el precio se haya elevado.

Como si esto fuera poco, fue el maestro y tutor de otros inversionistas como Warren Buffett. Él, como otros, nació en una familia modesta de Inglaterra que se mudó a Estados Unidos para evadir los efectos de la Guerra Mundial. En América supo capitalizar su talento.

“El principal problema del inversor, e incluso su peor enemigo, es probablemente él mismo”.

  1. Ralph Wanger: estudió administración en el Massachusetts Institute of Technology (MIT). También estuvo en el ejército. Pero lo suyo eran las finanzas. Por eso, trabajó en diversas compañías del sector hasta que, hacia 1992, fundó Wanger Asset Management.

Desde ahí, invertía en pequeñas empresas, pero no en cualquiera. Lo hacía en las que, según sus análisis, podrían tener grandes crecimientos en un periodo de cinco años. Para tomar sus decisiones, por ejemplo, observaba si las empresas podrían crecer o no de acuerdo con las tendencias del momento.

“Con el tiempo, una ventaja de dos puntos porcentuales hace una gran diferencia en los rendimientos”.

Livermore y Robertson ¿Los Conocías?

  1. Jesse Livermore: era hijo de unos granjeros, pero ese estilo de vida no lo convencía. Por eso, con ayuda de su madre, abandonó el campo. A los 14 años, empezó su carrera como inversionista. Empezó publicando las cotizaciones de las acciones en el bróker Paine Weber en Boston.

De esta forma, ganó una gran experiencia. De esta forma, a medida que fue creciendo, pudo amasar grandes fortunas como inversionista individual. Para tomar sus decisiones, partía del mercado. Para él, la dirección que este tomara era clave para saber en qué acciones invertir su dinero.

“Otra lección que aprendí pronto es que no existe nada nuevo en Wall Street. No puede haberlo porque la especulación es tan vieja como las montañas. Cualquier cosa que suceda en el mercado hoy, ha sucedido antes y sucederá otra vez”.

  1. Julian Robertson: es el hijo de un alto ejecutivo del sector textil estadounidense. Y fue oficial de la marina de Estados Unidos antes de trabajar en diversas firmas. Poco a poco, escaló hasta posiciones como gerente de la división de acciones. Luego, fundó Tiger Management, su propia compañía.

Es recordado por decir que no invertiría en compañías tecnológicas. Según él, no haría parte de la llamada “burbuja del internet”. Si bien su empresa colapsó, se le recuerda por ser pionero en los fondos de inversión. También, por ser uno de los hombres que sí ha sabido cómo hacer dinero.

“Siempre es un error excluirse totalmente de cualquier modalidad de inversión, ya que esto resultará en oportunidades perdidas”.

Soros Y Dalio: Dos Grandes Entre Los Mejores Inversores

Soros hace parte del grupo de los mejores inversores

Soros hace parte del grupo de los mejores inversores – Hyenuk Chu – Foto: elespanol.com

9. George Soros: este magnate nació en Hungría en una familia judía que sufrió persecuciones durante y después de la Primera Guerra Mundial. Luego, pudo estudiar en la Escuela de Economía y Ciencia Política de Londres. Más tarde, se radicó en Estados Unidos. Tras trabajar como analista financiero, y como directivo en varias compañías, fundó el Quantum Fund. Este está en cabeza de sus hijos. Para muchos es un gran especulador financiero que ha causado eventos como el miércoles negro del Banco de Inglaterra en 1992.

“Yo sostengo que los mercados financieros nunca reflejan la realidad subyacente con precisión; siempre la distorsionan de algún modo y las distorsiones encuentran su expresión en los precios del mercado”.

  1. Ray Dalio: su padre era un intérprete de jazz y su madre, una ama de casa. Sin embargo, él empezó a invertir cuando solo tenía 12 años. Con sus ganancias, estudió finanzas e hizo un MBA en la Universidad de Harvard. Luego empezó a trabajar en la Bolsa de Valores de Nueva York y en otras firmas de inversiones.

Más adelante, fundó su firma propia, Bridgewater Associates, en su propio apartamento. Desde esa época, empezó a construir una destacada carrera. Gracias a esa trayectoria, hoy está posicionado como uno de los inversionistas más reconocidos del mundo.

“Si no eres agresivo, no vas a ganar dinero. Y si no estás a la defensiva, no vas a retener el dinero”.

Frase de uno de los mejores inversores

Frase de uno de los mejores inversores – Hyenuk Chu

Tu Inversionista Favorito

Hoy quise hablarte de esos inversionistas por un motivo especial. Creo que tener un mentor en las inversiones no siempre es sencillo. Pero esto no puede convertirse en una excusa para retrasar tus planes de ser un inversionista exitoso.

Por el contrario, existen múltiples fuentes de las que nos podemos valer para aprender. Y una de ellas es, precisamente, conocer la historia de lo que nos interesa. ¿Qué mejor que aprender de los que ya transitaron el camino por nosotros y lo hicieron bien?

Yo también he aprendido de esta forma y me ha dado resultados. Así que te animo a que nunca dejes de saciar tu curiosidad intelectual. Pero recuerda que todo eso, en la práctica, solo te debe ayudar para hacer más simple tu estrategia de inversiones. Ahora comparte tu opinión:

  1. ¿Cuál de los grandes inversores es tu referente?
  2. ¿Qué frase te llamó más la atención? ¿Por qué?
  3. ¿Qué libro de inversionistas te ha gustado más?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

8 Formas De Impulsar La Educación Financiera Y Fortalecer Tu Futuro Financiero – Hyenuk Chu

8 Formas De Impulsar La Educación Financiera Y Fortalecer Tu Futuro Financiero – Hyenuk Chu

La educación financiera, desde hace muchos años, dejó de ser una alternativa para convertirse en una necesidad. Porque nadie podrá manejar tu propio dinero como lo haces tú. Así que ya no hay razones para echarle la culpa a la escuela de tu pobreza financiera. Aquí te doy 8 formas de impulsar la educación financiera y fortalecer tu futuro financiero:

  1. Cree que la riqueza te pertenece. Antes de empezar con lo más práctico, es clave que reconozcas algo. La abundancia también es para ti, aunque siempre te hayan dicho que no tienes el derecho o el potencial de acceder a ella.

Ser consciente de esta realidad, simplemente, te facilitará la vida. Porque ya no pensarás que cierto conocimiento te queda grande. Por el contrario, irás en busca de esas herramientas que te conduzcan a generar una riqueza propia.

  1. No te fijes en tu edad. Adicionalmente, derriba ese mito de que solo las nuevas generaciones tienen la oportunidad de lograr su libertad financiera. Tú también lo puedes hacer, sin importar tu contexto económico o social ni tu edad.

Así que no te excuses en tu edad para dejar de cumplir tus metas. Hay personas que a los 50 o 60 años iniciaron un negocio o una inversión, a pesar de que para otros ya era demasiado tarde. Evita caer en este segundo grupo.

3. Busca Un Mentor

Para avanzar en tu educación financiera, busca un mentor

Para avanzar en tu educación financiera, busca un mentor – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Si tu idea con respecto a la educación financiera va en serio y es más que un pasatiempo, es ideal que busques un mentor. Principalmente, porque esta persona puede dedicarse a conocer tu caso particular. Y a brindarte una asesoría a tu medida.

Lo anterior es clave cuando se habla de finanzas o de dinero, porque todos tenemos orígenes diferentes. Además, nuestras finanzas no son iguales a las de los vecinos. De ahí que encontrar soluciones que se ajusten a tu propio caso es clave para cerrar tus brechas.

Por ejemplo, las preocupaciones de una persona a la que no le entregaron a tiempo su mansión son unas. Y otras muy diferentes son las de una persona que, a principios de cada mes, debe pagar un arriendo.

Pero, aparte de buscar un buen mentor, debes encontrar al mejor mentor. Porque, en educación financiera pasa lo mismo que en las inversiones. No es creíble quien habla de lo bien que maneja el dinero, pero que se sabe está lleno de deudas o su único interés es venderte un curso.

Tu mentor debe ser alguien transparente que no solo hable de educación financiera. También te debe demostrar hasta con los actos más simples que, realmente, practica eso de lo que tanto habla.

4. Observa Webinars Y Otros Contenidos De Expertos

Paralelamente, puedes detectar en tu propio país cuáles son las entidades que promueven la educación financiera. Una tendencia que empezó a gestarse hace ya varios años y que se está consolidando con la pandemia.

Aunque a veces reneguemos de ellos, los bancos hoy lideran este movimiento. Puede que lo hagan por simple conveniencia, pero eso no debe importarte. No podemos quedarnos atrás. Tú quédate con la información que te sirva y olvida el resto. También puedes encontrar mucho contenido en nuestro blog y redes sociales, como YouTube.

Acceder a estos contenidos es vital porque ahí puedes aprender sobre temas que van desde los más simples hasta los más complejos. Algunos webinars tratan sobre cómo usar mejor tus productos de crédito. Otros, sobre cómo hacer inversiones en diferentes formatos.

Hay algunas entidades que ofrecen posibilidades en fondos de inversión que tratan otros temas. Entre ellos, la mentalidad que se debe tener sobre el dinero, especialmente en una época turbulenta como la actual.

¿Y sabes qué es lo mejor? Que la gran mayoría de estos contenidos son gratuitos. Entonces ¿cómo no aprovecharlos? Por esto te decía al principio que hoy ya no hay excusa para no saber cómo manejar el dinero.

5. Lee Libros, Por Favor

Este libro le aporta a tu educación financiera

Este libro le aporta a tu educación financiera – Hyenuk Chu

Para fortalecer tu futuro financiero, igualmente, es clave que leas libros. Sé que en Latinoamérica esto no es tan fácil. Somos una región del mundo donde una persona solo lee casi tres libros al año, como en Colombia. O cinco libros, en el caso de Argentina.

Un número muy bajo si se tiene en cuenta que, según diversos estudios, los finlandeses leen ¡47 libros al año! Mientras que los islandeses están en un promedio de 40 libros al año por persona.

Pero que no seamos un continente lector tampoco es excusa para leer cada vez menos. El mercado está inundado de libros sobre educación financiera. Algunos son mejores que otros. Unos son más complejos o confiables que otros. Pero de que hay oferta, la hay.

En ese sentido debes tener en cuenta que las finanzas están íntimamente ligadas con la mentalidad. Así que, si no sabes por dónde empezar, aquí te dejo algunos títulos. Muchos de ellos, incluso, los puedes comprar digitales o leer en internet:

“El camino hacia la riqueza”, de Brian Tracy; “Padre rico, padre pobre”, de Robert Kiyosaki; “Vendedores Perros”, de Blair Singer. También puedes intentar con “La ciencia de hacerse rico”, de Wallace D. Wattles, o con “El vendedor al minuto”, de Kenneth Blanchard. Y de ñapa, te dejo un libro de mentalidad: “Cómo suprimir las preocupaciones y disfrutar de la Vida”, de Dale Carnegie.

6. Aprende con películas o documentales

Muchos piensas que la educación financiera es algo aburrido. Una materia que solo puedes aprender si te sientan quieto durante un par de horas en un salón. Pero eso es falso. La educación financiera puede ser hasta divertida. Y todo gracias a las películas. Por eso, entre un gran universo, te recomiendo producciones de este tipo:

  • El lobo de Wall Street: te enseña el peligroso abismo al que te puede llevar la ambición cuando inviertes en la Bolsa de Valores. un tipo de mentalidad que solo los inversionistas exitosos logran controlar.
  • Margin Call: te cuenta qué pasaba en Wall Street antes de que estallara la crisis económica de 2008. Lo hace desde la perspectiva de un grupo de trabajadores de un banco de inversión.
  • The Karate Kid: te deja ver cómo un entrenamiento diario y constante saca más músculo que un solo esfuerzo aislado en el tiempo. Esta película no solo es un clásico, sino una de mis favoritas.
  • En busca de la felicidad: hace evidente que no solo se trata de dinero para salir de la pobreza financiera. También se requiere un gran ímpetu que permita sobrepasar obstáculos hasta que se consiga la meta.

7. Adiós A Los Mitos

Hablar del dinero ayuda a la educación financiera de tu familia

Hablar del dinero ayuda a la educación financiera de tu familia – Hyenuk Chu – Foto: Pixabay

Con el fin de afianzar tu educación financiera es clave que rompas mitos. No sé si lo sabes, pero en Colombia se les dice a los más pequeños que los regalos de Navidad los trae el Niño Dios. Cuando no hay dinero, al Niño Dios, en pocas palabras, se le echa la culpa.

Puede sonar romántico, pero eso lo único que hace es dejar en evidencia la poca comunicación que existe en las familias con respecto al dinero. Si esto fuera diferente, los niños comprenderían desde una corta edad de dónde viene el dinero o cómo se obtiene.

Y, seguramente, también podrían comprender a qué se deben los momentos de escasez. Pero no, para explicar finanzas se recurre a la religión o, en otras ocasiones, a fantásticas leyendas.

Por eso, no es de extrañar que, de grandes, las personas no sepan mucho de finanzas. O que solo empiecen a comprender conceptos como comisión, tasa de interés o rentabilidad cuando ya están metidos hasta el cuello en un producto financiero.

Teniendo en cuenta lo anterior, como decía, es clave romper esos mitos. Solo de esa forma será posible acceder a un conocimiento sin barreras sobre el dinero. Un conocimiento que nos lleve a un nivel superior en nuestras finanzas.

¿Cómo reforzar tu educación financiera?

¿Cómo reforzar tu educación financiera? – Hyenuk Chu

8. Lo Que Aprendas Ponlo En Práctica

Y ese nivel al que me refiero es poder manifestar nuestra educación financiera o la riqueza en nuestra vida diaria. Pero eso no se logra porque sí. Se consigue cuando se pone en práctica todo lo que te he dicho aquí.

Así que la invitación hoy es a que analices todas estas herramientas. Puedes elegir algunas o quedarte con todas. Lo importante es que armes un plan constante de educación financiera para que puedas tener un mejor futuro financiero. Si quieres seguir educándote financieramente, te invito a ampliar conocimientos en el siguiente artículo de educación financiera. Ahora, comparte tu opinión:

  1. En tu caso, ¿qué funciona para fortalecer tu educación financiera?
  2. ¿Cuál mito aún debes derribar con respecto al manejo del dinero?
  3. ¿Qué película sobre mentalidad o finanzas le recomendarías a esta comunidad?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏