[7 Claves] Manejo De Dinero: Nadie Lo Hará Por Ti – Hyenuk Chu

[7 Claves] Manejo De Dinero: Nadie Lo Hará Por Ti – Hyenuk Chu

El manejo de dinero es un aspecto clave que las personas deben dominar. No solo es importante cuando se habla de la vida privada o de las finanzas personales. También lo es cuando se habla de inversiones en la Bolsa de Valores de Nueva York.

Desafortunadamente, muchos delegan esta tarea o responsabilidad en otros. Dicen que no tienen tiempo para manejar su propio dinero. O que no tienen el conocimiento para hacerlo crecer o rendir más.

Es entonces cuando acuden a las comisionistas de Bolsa de Valores, por ejemplo. También, a los fondos de inversión. Estos hacen la promesa de que pueden manejar el dinero de las personas. Y, generalmente, es así.

Sin embargo, cobran comisiones por hacerlo, pero hay algo peor. Estas entidades no están exentas de cometer errores. Solo en algunos casos responden por ellos. ¿Qué pasa cuando no lo hacen?

Manejo De Dinero: El Caso De Invesco

Invesco no realizó un manejo de dinero adecuado para sus inversionistas - Hyenuk Chu

Invesco no realizó un manejo de dinero adecuado para sus inversionistas – Hyenuk Chu

Este año, por ejemplo, se conoció una historia que tiene como protagonista a Invesco. Esta es una empresa de inversiones que opera en la Bolsa de Valores de Nueva York. Básicamente, toma el dinero de los inversionistas y lo invierte para obtener ganancias.

Para lograrlo, entre otras cosas, debe tener en cuenta el rebalanceo de los índices. Para explicarlo de forma sencilla, se trata de un movimiento que realizan cada trimestre quienes los manejan.  

Sin embargo, este año por cuenta de la pandemia, ese rebalanceo se demoró más de lo previsto. Y se estableció que ocurriría en abril para algunos índices y en junio para los demás.

En Invesco estaban al tanto del cambio. Pero, desafortunadamente, uno de los equipos responsables no hizo el rebalanceo en abril, cuando le tocaba. Por cuenta de este olvido, algunos de sus inversionistas perdieron cerca de US$105 millones.

Manejo De Dinero: Las Consecuencias De No Hacerlo Bien

Invesco, finalmente, les respondió a los inversionistas por el dinero perdido. Pero dejó sobre la mesa un asunto que todos los que están interesados en invertir, o en manejar su dinero, deben tener en cuenta.

Esto es que las comisionistas o los fondos de inversión, generalmente, saben como manejar el dinero de los inversionistas. No obstante, se pueden cometer errores como el de Invesco, entre otros.

Por lo anterior, es clave que los inversionistas no dejen su dinero en manos de otros sin pedir explicaciones. Por el contrario, es necesario que sepan al detalle en qué se invertirá y cuánto deberán pagar en comisiones.

Y, lo más importante, cómo pueden proteger su capital en caso de que el comisionista o fondo de inversiones falle. A los inversionistas de Invesco les respondieron. Pero la historia hubiera sido otra si la firma no contara con todos los permisos para operar.

Manejo De Dinero: 7 Claves Para Cuidar Tu Dinero

El manejo de dinero es tu responsabilidad personal y como inversionista - Hyenuk Chu

El manejo de dinero es tu responsabilidad personal y como inversionista – Hyenuk Chu

Teniendo en cuenta lo anterior, te dejo estas siete claves. Pueden ayudarte a manejar tu dinero de una forma más eficaz. Y a lograr que tanto tus finanzas personales como tus inversiones arrojen el retorno que esperas.

  1. El capital: ten en cuenta con qué capital cuentas para ahorrar o invertir. De esto depende el vehículo de inversión en el que lo puedas colocar. Recuerda que un ahorro empieza por US$1, pero para comprar acciones requieres mucho más.
  2. La meta: paralelamente, reconoce qué es lo que quieres lograr a partir de ese capital. Ya sea ahorrar para el presente o para el futuro, construir riqueza o tener un ingreso mensual.
  3. El conocimiento: averigua por tu cuenta cuál es el vehículo de inversión que más te conviene. Analiza los requerimientos, comisiones, tasas de interés, plazos, condiciones de retiro del dinero, entre otros.

Manejo De Dinero: 7 claves para cuidar tu dinero # 2

  1. Las preguntas: si decides que otra entidad maneje tu dinero, hazle todas las preguntas que sean necesarias. Debes saber qué retorno tendrás o cuándo puedes tener tu dinero disponible.
  2. El monitoreo: una vez has dejado tu dinero en sus manos, monitorea si están haciendo las cosas bien. Revisa si lo están invirtiendo en lo que te dijeron. O si la empresa continúa siendo sólida después de que dejaste tu dinero ahí.
  3. Los cambios: considera hacer cambios en tus inversiones si lo consideras necesario. Recuerda que puedes hacerlo cada vez que hagas un rebalanceo de tu portafolio de inversiones con miras a tener mayores ganancias.
  4. Los resultados: evalúa si te sientes conforme con los resultados que obtuviste. Si no, analiza otras entidades que te pueden ofrecer ventajas en términos de comisiones más bajas o intereses más altos, por ejemplo.
No olvides esta clave sobre el manejo de dinero - Hyenuk Chu

No olvides esta clave sobre el manejo de dinero – Hyenuk Chu

Tu Dinero, Tu Responsabilidad

En el caso de la Bolsa de Valores de Nueva York, recuerda que hay entidades que pueden invertir por ti. Entre estas están las firmas comisionistas de Bolsa de Valores y, así mismo, los bancos. Pero no hay nada mejor que aprendas a hacerlo tú mismo. La primera razón es que a nadie le va a importar tu dinero tanto como a ti. Estas entidades pueden no darte ganancias y tendrán un argumento para hacerlo. Si tu inviertes tu dinero, en cambio, buscarás lograr tus metas.

Y la segunda, que son innumerables los beneficios que obtienes al hacerlo tú mismo. Entre ellos, que puedes ahorrar las comisiones que le pagarías a esa entidad. Y no depender de ella cuando quieras hacer algún movimiento. Así como que aprendas a hacerlo por ti mismo y no depender de terceros. Ahora, cuéntanos sobre ti:

  1. ¿Crees que eres bueno manejando tu propio dinero?
  2. ¿Estás pendiente de cómo lo manejan tus bancos o fondos de inversión?
  3. ¿Por qué sí o por qué no dejarías tu dinero en manos de esas entidades?

¿Te ha gustado el post? Ayúdame compartiéndolo en tus redes sociales. ¡Gracias!

Ahorro Familiar: 5 Claves Para Que Armes Un Plan Realista – Hyenuk Chu

Ahorro Familiar: 5 Claves Para Que Armes Un Plan Realista – Hyenuk Chu

El ahorro familiar siempre ha sido clave cuando se habla de finanzas personales. Sin embargo, en esta época cobra aún más relevancia. De hecho, para muchos será la clave de la recuperación económica.

Y no se equivocan si se tiene en cuenta que el gasto que se hace en el comercio, por ejemplo, proviene de ahí. Del dinero disponible en los hogares para adquirir bienes o servicios vitales y otros que no lo son tanto.

Pero, además, esta también es una época propicia para hablar del tema porque para muchos significa menos ingresos. Justamente, es ahí, cuando las cosas tal vez no andan como esperamos, que debemos ver qué podemos mejorar.

Por eso, aquí te doy cinco claves que puedes tener en cuenta para crear un plan de ahorro familiar realista. Si aún no lo tienes, empieza hoy. Recuerda que más vale tarde que nunca. Y que, en temas de dinero, mientras más pronto empieces, será mucho mejor.

1. Ahorro Familiar: ¿En Dónde Estás Ahora?

Para lograr el ahorro familiar haz un presupuesto - Hyenuk Chu

Para lograr el ahorro familiar haz un presupuesto – Hyenuk Chu

Un plan de ahorro siempre debe empezar por un presupuesto. Sé que siempre hablamos de este tema, pero es necesario. El presupuesto te permite ver, nada más ni nada menos, que cómo estás ahora con respecto a tu dinero.

Además, es muy posible que durante lo que va corrido de 2020 hayas tenido que gastar de más. O, tal vez, has tenido que tomar dinero de tus ahorros para afrontar algunos gastos extra derivados de la pandemia.

Entonces, es el momento propicio para que hagas un corte de cuentas. Es decir, para que revises cuánto dinero estás ganando y cuánto estás gastando cada mes. También debes analizar en qué o cómo lo estás gastando.

De esta forma, podrás saber cuánto dinero tienes disponible para suplir tus necesidades básicas e inmediatas. Y también, cuánto dinero puedes seguir ahorrando o empezar a ahorrar a partir de ahora.

2. Ahorro Familiar: Las Metas

Tal vez antes de la pandemia tenías unas metas con respecto a tu dinero. Es probable que estás se hayan modificado de acuerdo con lo que está pasando. O, así mismo, que sigas conservando las mismas metas que te pusiste al inicio del año.

Sin importar cuál sea el caso, lo importante es que reafirmes o te pongas nuevas metas. Y que lo hagas teniendo en cuenta tu presupuesto. Esto te ayudará a aterrizar esas metas y a convertirlas, de la misma forma, en un plan realista.

Esto significa que no tendrás la excusa de que no tienes dinero para conseguir una meta. O que no podrás lograr tu meta de ahorro. Porque hacer el presupuesto con anterioridad te dirá con cuánto dinero puedes contar.

Es importante que no te fijes tanto en la cifra como en el propósito. Muchos dirán “pero solo puedo ahorrar US$50”. ¿Y qué? Eso es mejor que nada. Así que haz el presupuesto y proponte metas realizables.

3. Ahorro Familiar: Reducir Gastos

Para logra el ahorro familiar, reduce gastos - Hyenuk Chu

Para logra el ahorro familiar, reduce gastos – Hyenuk Chu

También tienes otra arma a tu favor cuando de ahorrar se trata. Si no tienes tanto excedente de dinero como para ahorrar cada mes, puedes optar por reducir tus gastos. Algo a lo que ya nos obligó la pandemia.

Entonces, si tus ingresos no se han visto tan afectados, toma el dinero que antes gastabas en gasolina o entretenimiento. Ahórralo ahora que tal vez no estas usando mucho el carro o que los cines aún no están abiertos.

Por otro lado, si tus ingresos se han visto afectados, suple tus necesidades básicas primero. Pero, de todas formas, trata de dejar un excedente para que puedas ir llenando esa bolsa o canasta de tus ahorros.

Esto se llama gastar el dinero de forma inteligente y no ceder a presiones externas como las temporadas de descuentos. O las promociones para que compres artículos que, realmente, no necesitas.

4. Ahorrar Es Compromiso De Todos

También debes tener en cuenta que crear un plan de ahorro familiar realista es responsabilidad de todos los miembros de la familia. No es muy útil que el que gane el dinero haga juiciosamente su presupuesto si no cuenta con el apoyo de los demás.

Imagina que te sientas a elaborar ese presupuesto y decides que hay un gasto que se puede recortar. Pero luego llega tu pareja y te impulsa a realizar ese gasto con cualquier excusa. Entonces ¿de qué te habrá servido hacer el presupuesto?

En realidad, de muy poco. Por eso, habla con todos los miembros de tu familia y explícales la situación. De esta forma quedará claro que se trata de que todos aporten a una meta común.

También, de que ese aporte se puede dar de dos formas. La primera es evitando gastos innecesarios. La segunda, aportando dinero para llenar esa bolsa o canasta de la que hablaba antes.

Consejo sobre el ahorro familiar - Hyenuk Chu

Consejo sobre el ahorro familiar – Hyenuk Chu

5. Ahorro Familiar: Hazlo Fácil Y Divertido

Finalmente, piensa en el dinero como algo divertido. Como un juego que exige de ti toda tu atención y responsabilidad. No lo veas como una obligación que alguien tiene contigo o que tú tienes con los demás. Míralo como un recurso que se debe manejar bien para que dure más en el tiempo.

Transmite esta visión a los miembros de tu familia para que todos vean el ahorro como algo positivo. De esta forma les será más fácil sobrellevar épocas difíciles. Y, aún así, poder ahorrar. Ahora comparte tus opiniones:

  1. ¿Qué es para ti el dinero?
  2. Cuando hablas sobre él, ¿lo haces en términos positivos o negativos?
  3. ¿Cómo te va con tu plan de ahorro familiar?
  4. ¿Has pensado no solo en ahorrar, sino en aumentar tus ingresos?

¿Te ha gustado el post? Ayúdame compartiéndolo en tus redes sociales. ¡Gracias!

“Quiero Ser Rico”, Pero… ¿Cómo Lograrlo? – Hyenuk Chu

“Quiero Ser Rico”, Pero… ¿Cómo Lograrlo? – Hyenuk Chu

Quiero ser rico es una frase que todos, en algún momento, hemos dicho. Sin embargo, se diluye como ilusión porque la realidad económica de nuestras familias o países es otra. Los ricos son, realmente, muy pocos.

En Latinoamérica, de hecho, se tiene la creencia de que la mayoría de las personas, al menos, viven en condiciones dignas. Pero la realidad es que un gran porcentaje está más del lado de la carencia que de la abundancia.

Lo anterior ocurre porque no se conocen con precisión algunos datos. Por ejemplo, cuántos ingresos mensuales o cuánto patrimonio son suficientes para considerar que una persona es millonaria. Sobre todo, si la comparación se realiza entre países.

Pero existen otros aspectos relacionados con el tema que también inciden en la definición de ser rico o no. Porque esta no solo se refiere al aspecto material, sino a la concepción que cada quien tiene de la riqueza.

Quiero Ser Rico… Materialmente

¿Quién no quiere ser rico? - Hyenuk Chu

¿Quién no quiere ser rico? – Hyenuk Chu

La más obvia tiene que ver con el aspecto material. Por eso, cuando a una persona se le pregunta si es rica, y se compara con otras, puede que diga que sí. Pero, en realidad, es posible que esta persona no tenga mucho dinero.

Por eso, es tan común encontrar personas que afirman que son ricas porque tienen mucho dinero o propiedades. Y otras que digan que son de clase media, porque tienen apenas lo necesario para vivir.

Pero la riqueza va mucho más allá de eso. Es decir que no solo se refiere a los ingresos que obtenemos. Ni a la suma que tenemos en el banco. Se refiere a cómo con eso podemos resolver nuestras necesidades.

Y, al mismo tiempo, sentirnos bien, cumplir sueños y poder construir hoy para disfrutar en el presente y en el futuro. Entonces, ¿quiénes son los verdaderamente ricos? ¿Estás dentro de ellos?

Quiero Ser Rico En El Día A Día

La forma más sencilla de comprobar si una persona es rica es ver, como lo mencioné antes, si tiene resueltas sus necesidades principales. Algunos no deben pedir prestado para pagar los servicios o ir al mercado cada semana.

Otros, en cambio, se ven en problemas hasta para resolver estos asuntos. Lo curioso es que hay quienes dicen, a pesar de esta situación, que no están tan mal. Cuando en realidad deben luchar demasiado para obtener su bienestar.

Lo problemático de este asunto es que no les aporta ni a nivel personal ni grupal. Pues les impide ver que pueden mejorar su situación (aunque no sea fácil ni rápido). Mientras que las estadísticas no recogen la realidad de una ciudad o una nación.

Por eso, se sigue llamando ricos a los que, en realidad, tendrían que tener mucha más para serlo. Y clase media a los que, en realidad, viven en condiciones que tendrían mucho potencial de mejora.

Quiero Ser Rico

¿Para ti qué es ser rico? - Hyenuk Chu

¿Para ti qué es ser rico? – Hyenuk Chu

En parte, eso tiene que ver con la mentalidad de las personas. Mientras para algunos ser rico es tener un carro lujoso, para otros simplemente es tener salud y a su familia unida. Y no hay nada que cuestionar al respecto.

Sin embargo, al hablar de riqueza monetaria o material es necesario aclarar que ser ricos sí significa tener dinero. Pero la verdadera riqueza está también en cómo lo gastamos. De ahí que, para ser rico, sea clave trabajar la mentalidad.

Por ejemplo, una persona podría tener US$100.000 y gastarlos en un carro que se desvaloriza con el tiempo. Mientras que otra podría tomarlos e invertirlos para que ni ahora ni en el futuro tenga preocupaciones económicas.

¿Cuál sería más rica? La segunda, ¿verdad? Te doy otro ejemplo. Una persona gana dinero, pero continúa usando su tarjeta de crédito. Otra gana menos dinero, pero no tiene deudas. ¿Cuál es más rica, en realidad?

Quiero Ser Rico Y Los Sueños

Lo anterior está relacionado con un tema muy importante y es el de nuestros sueños. Leí una vez una historia de un ejecutivo británico, si no recuerdo mal. Él trabajaba sin parar y hasta desarrolló una enfermedad.

Entonces, decidió dejarlo todo atrás y se fue a una montaña donde encontró un lugar especial. Una cueva. En él construyó su propia casa y la adaptó para que tuviera todas las comodidades.

Desde entonces, vive feliz ahí con su esposa y no extraña ni el salario millonario, ni lo agitado de las grandes ciudades. Por supuesto, requiere algún dinero cada mes. Lo obtiene de los ahorros que ahora que reportan ganancias.

Pero, ¿te imaginas a Warren Buffett haciendo lo mismo? Es decir, viviendo en una casa en un árbol y viviendo de sus ahorros. Yo no. o, por lo menos, no ahora. De ahí la importancia de que nuestra estrategia en torno a la riqueza esté basada en nuestros sueños. Que no siempre son iguales a los que tienen los que nos rodean.

No todos piensan lo mismo sobre ser rico - Hyenuk Chu

No todos piensan lo mismo sobre ser rico – Hyenuk Chu

Quiero Ser Rico En El Futuro

Por eso creo que podemos fiarnos de las estadísticas para saber quién es rico o no, en términos materiales. Pero, finalmente, esa es una definición que cada uno debe construir a su manera, según su propia concepción del dinero.

Lo clave es que, cuando pensemos en nuestra propia estrategia, tengamos en cuenta nuestra situación presente. Y, al mismo, la forma en la que queremos vivir nuestra vida en el futuro. Porque ese lo construimos hoy. Ahora, comparte tus reflexiones:

  1. ¿Qué es ser rico para ti?
  2. ¿Cómo imaginas tu futuro?
  3. ¿Haces algo hoy para construirlo?

 

Gastar Dinero: ¿En Realidad Necesitas Lo Que Compras? – Hyenuk Chu

Gastar Dinero: ¿En Realidad Necesitas Lo Que Compras? – Hyenuk Chu

Gastar dinero es muy fácil. Lamentablemente, es más fácil que ahorrar o invertir. Digo “lamentablemente” no porque el dinero no se pueda gastar. Sino porque muchos gastan el dinero que no tienen.

Con el fin de explicarlo, te hablo de un ejemplo reciente. Para nadie es un secreto que la pandemia está afectando la economía de nuestros países. Y que, como consecuencia, muchos están perdiendo sus empleos.

Sin embargo, parece que eso no es un impedimento para que las personas gasten su dinero en artículos de lujo. Pero, lo que es peor, tampoco es un impedimento para que se endeuden con el fin de comprar dichos objetos.

Lo anterior, no obstante, también suscita una pregunta entre la gente. ¿Es tan negativo endeudarse? ¿Para quién sí o para quien no? ¿Debemos evitar las deudas a toda costa, o acaso pueden llegar a ser positivas?

Gastar Dinero En Colombia

El día para "gastar dinero" en Colombia - Hyenuk Chu

El día para “gastar dinero” en Colombia – Hyenuk Chu

El afán por gastar dinero ha quedado en evidencia en países como Colombia en el último mes. Especialmente, porque el Gobierno decretó dos días sin IVA o sin impuestos. Es decir, que artículos como los computadores o la ropa podían comprarse a menores precios.

Lo anterior no es negativo en sí mismo. Lo que no puede aplaudirse es la forma como la gente asumió la noticia. El primero de esos días, las personas salieron en masa a los almacenes. Aun cuando el país no ha llegado al pico de la pandemia.

En las noticias se vio a personas comprando, especialmente, televisores de gran tamaño que no son precisamente baratos. Fue tal el conglomerado de personas que había en esos almacenes, que muchos se vieron obligados a cerrar a la fuerza.

Durante el segundo día, el comportamiento de las personas fue más tranquilo. En parte, porque se determinó que los electrodomésticos y computadores solo se podían comprar en línea. De todas formas, fue alto el gasto.

¿Es Negativo Gastar Dinero?

Por lo anterior, la mayoría de compras se realizaron por medio de tarjeta de crédito. Y fueron millonarias. La duda es, ¿tendrán los compradores el dinero suficiente para pagar en los próximos meses?

Eso lo sabe cada quien. Pero, teniendo en cuenta la situación actual, es probable que muchos se cuelguen con los pagos. Por eso, desde diferentes sectores de la sociedad también se oyeron llamados a evitar gastar en exceso.

Y a gastar solo en lo necesario, a menos que se cuente con el dinero para comprar artículos de lujo. Porque solo de esta manera se evitará que, en unos meses, el banco empiece a llamar a los deudores a cobrarles el dinero.

Solo el tiempo dirá si, realmente, la gente que compró a crédito tenía la capacidad de pago. O si, por el contrario, se dejaron llevar por un impulso. Y, tal vez, compraron lo que no necesitaban con lo que no tenían.

El Engaño De Los “Descuentos”

Los descuentos incentivan a gastar dinero - Hyenuk Chu

Los descuentos incentivan a gastar dinero – Hyenuk Chu

Situaciones como esta han dejado en evidencia el engaño de los “descuentos”. Me refiero a que, en Colombia, por ejemplo, algunos comercios subieron el precio de los artículos en días anteriores. Todo, para venderlos al precio original en el llamado día sin impuestos.

Pero los comercios no son los únicos responsables de esta situación. En general, las personas tienden a ver los descuentos como un beneficio cuando puede que no lo sean, necesariamente.

Me refiero que a veces nosotros vemos que un computador cuesta US$1.200. Este está US$200 más económico porque la tienda está ofreciendo un descuento. Entonces lo compramos.

Pero no nos damos cuenta de que, en realidad, en vez de ahorrar US$200 estamos gastando US$1.000. No vemos que este dinero, tal vez, puede sernos más útil para otras cosas que resultan más urgentes o prioritarias.

Gastar Dinero, Pero Bien

Con lo anterior no quiero decir que el dinero no se debe gastar. De hecho, si lo vemos así, nos pasará lo de las personas mayores que lo atesoran y, en realidad, nunca lo disfrutan. Esa tampoco es la idea.

Más bien, creo que debemos hacer un uso más inteligente del dinero. Esto significa pensar en cómo lo ganamos y cuánto ganamos. Luego, sí podemos pensar en de qué forma lo ahorraríamos, invertiríamos y gastaríamos.

Porque no podemos gastar dinero si no lo tenemos. Esto es lo que hacen las personas que se endeudan en exceso. Y, al final, terminan debiéndole todo su patrimonio a un banco que se enriquece con los intereses.

Si tenemos en cuenta que la deuda no es positiva, en la mayoría de las ocasiones, podemos lograr muchos beneficios. Entre ellos, aprender a invertir antes que a gastar de una forma descontrolada o desaforada.

Dato sobre gastar dinero - Hyenuk Chu

Dato sobre gastar dinero – Hyenuk Chu

A Gastar Dinero Inteligentemente

Aunque esta historia que cuento sucedió en un país específico, sé que pasa en todos. Por eso, creo que es un buen ejemplo sobre cómo manejar o no manejar nuestras finanzas. Todo con el objetivo de usar óptimamente nuestras ganancias.

En ocasiones no es tan sencillo, porque nos vemos obligados a acudir a las deudas. Sin embargo, el llamado es a evitarlas. Sobre todo, cuando se comprar artículos de lujo o que no son de primera necesidad. ¿Estás de acuerdo o en desacuerdo? Comparte tus opiniones:

  1. ¿Qué opinión tienes de las deudas en relación con lo que ha pasado en la economía este año?
  2. Si te endeudas, ¿por qué lo haces?
  3. ¿Qué te impulsa a comprar artículos que, tal vez, no necesitas?
  4. ¿A dónde te han llevado tus deudas o has logrado algo con ellas?

¿Te ha gustado el post? Ayúdame compartiéndolo en tus redes sociales. ¡Gracias!

Nueva Normalidad: Tips Para Reorganizar Tus Finanzas – Hyenuk Chu

Nueva Normalidad: Tips Para Reorganizar Tus Finanzas – Hyenuk Chu

La nueva normalidad es la etapa en la que la pandemia parece más o menos superada en cada país. Y significa que, aunque poco a poco, la gente puede ir retomando sus rutinas. Algo que no siempre es sencillo después de varios meses de cuarentena.

Retomar las rutinas también significa pensar en el dinero desde otra perspectiva. Porque, tal vez, antes de la pandemia había más abundancia y menos riesgo de perder nuestros ingresos. Sin embargo, esto cambió totalmente con el coronavirus.

Lo anterior quiere decir, y sé que lo has experimentado, que se privilegiaron algunos gastos sobre otros. Y que las rutinas que impuso la cuarentena hicieron que las personas dejaran de gastar en rubros en los que antes lo hacían.

Pero la nueva normalidad parece estar tomando posesión de nuestras vidas. Por eso, ahora resulta vital que concibamos nuestras finanzas personales a partir de ella. Pero, ¿cómo hacerlo sin morir en el intento?

Las Finanzas En La Nueva Normalidad

A la reflexión nos obliga la nueva normalidad - Hyenuk Chu

A la reflexión nos obliga la nueva normalidad – Hyenuk Chu

Lo primero es definir cuál es tu situación particular en medio de esta nueva normalidad. Es decir, si conservas los ingresos que tenías antes o si los viste reducidos por algún motivo. A partir de ahí puedes empezar a planear de nuevo.

Entonces, debes considerar diferentes tipos de gastos. Entre ellos están los vitales, los que entran a la lista y los que salen de la lista. De esta forma podrás determinar cuánto dinero se te irá en ellos.

Y saber, al mismo tiempo, cuánto dinero te queda disponible para que, por ejemplo, puedas ahorrar o invertir. Así, a medida que pase el tiempo y mejore la situación en tu país, podrás también retomar la normalidad en tus finanzas.

Paralelamente, podrás continuar construyendo riqueza o cumpliendo sueños. Porque el COVID-19 nos arrebató un semestre de nuestras vidas. Pero aún tenemos la posibilidad de seguir cumpliendo metas a futuro.

Nueva Normalidad: Gastos Esenciales

Como mencioné antes, el primer grupo de gastos que debes tener en cuenta, como siempre, es el de los esenciales. Esto significa los que son vitales para tu subsistencia y tu comodidad o bienestar.

Hacen parte de este grupo la alimentación, los servicios públicos o el transporte, en caso de que debas desplazarte. También, tu educación o la de tus hijos e, incluso, el entretenimiento o lo que pagas por las plataformas de streaming.

Pude que se me escapen algunas cosas, porque todos tenemos necesidades particulares. Pero lo importante es adaptar esta lista a esa situación. De esta forma se puede hacer un balance de las finanzas lo más cercano a la realidad posible.

Entonces, tómate el tiempo que sea necesario para realizar este análisis. Y prepárate porque el tercer paso puede ser todavía más interesante. Ya verás a qué me refiero. Por ahora, vamos con el segundo.

Nueva Normalidad: Gastos Que Entran

En la nueva normalidad tenemos gastos extra - Hyenuk Chu

En la nueva normalidad tenemos gastos extra – Hyenuk Chu

Una vez has definido cuáles serán tus gastos esenciales en la nueva normalidad, debes pensar en los nuevos gastos que esta implica. ¿Sabes cuánto dinero has gastado este año en tapabocas, guantes y gel antibacterial?

Bueno, estos son tres de los productos que ya casi son parte de la canasta familiar. O de las compras recurrentes de las familias. Y, seguramente, así seguirá siendo. Por lo menos, hasta que se compruebe la eficacia de alguna vacuna contra el coronavirus.

Por eso, es clave que incluyas en el análisis sobre las finanzas el rubro de bioseguridad. No dejes por fuera otros que resultan claves en esta época como lavar más frecuentemente el carro. O desinfectar el lugar donde vives.

Tampoco dejes por fuera otros rubros, como adquirir un seguro de vida, si no lo tienes. O las deudas que tenías antes o después de la pandemia. En especial, si negociaste con los bancos para pagar lo que debes cuando se solucionara tu situación económica.

Nueva Normalidad: Gastos Que Salen ¡Yei!

Finalmente, analiza cuáles gastos no tendrás en la nueva normalidad. Parece improbable, pero es cierto. Durante la cuarentena, por ejemplo, se ha reducido el consumo de gasolina porque la gente no sale de casa. Seguramente, tú también has tenido este ahorro.

Igualmente, la gente ha dejado de usar menos los medios de transporte públicos. Es decir que ha gastado menos dinero en buses, taxis o trenes. Otros pueden haber gastado menos dinero en la peluquería o el bar al que iban semanalmente con los amigos.

Quienes tienen hijos, por ejemplo, tampoco están gastando dinero en transporte. Y es muy probable que ya no paguen por el almuerzo que les ofrecían a los niños en el colegio. Como estos hay muchos casos.

Lo clave es que pienses en este dinero no como algo que puedes gastar en cualquier cosa. Por el contrario, concíbelo como ese dinero extra que puedes usar en la nueva normalidad para ahorrar o invertir.

Dato sobre la nueva normalidad - Hyenuk Chu

Dato sobre la nueva normalidad – Hyenuk Chu

Nueva Normalidad, Nueva Realidad

Con el resultado del anterior balance en tus manos, decide que harás con tus excedentes de dinero. Ahorrar o invertir siempre serán mejores opciones que gastarlo sin saber bien en qué, por qué o para qué.

Pero, antes de tomar esa decisión, reconoce si cuentas con el conocimiento necesario con respecto a lo que es mejor para tu dinero. De esta forma, lograrás el objetivo de aprovecharlo mejor, en vez de arriesgarlo inocentemente. Ahora, háblanos de tu caso:

  1. Durante la pandemia, ¿fueron más los gastos que tuviste o los que dejaste de tener?
  2. Si tuviste excedentes de dinero, ¿qué hiciste con él?
  3. ¿Y qué meta quieres conseguir con el dinero que puedas ahorrar en un futuro cercano?

¿Te ha gustado el post? Ayúdame compartiéndolo en tus redes sociales. ¡Gracias!

Futuro Sin Dinero, La Pesadilla Que Todos Quiere Evitar – Hyenuk Chu

Futuro Sin Dinero, La Pesadilla Que Todos Quiere Evitar – Hyenuk Chu

Tener un futuro sin dinero es lo que se pretende evitar al tener un fondo de pensiones o fondo de retiro. Porque, en un principio, este dinero se convierte en el principal ingreso de las personas cuando decidan dejar de trabajar.

Sin embargo, la pandemia ha conducido a que varios gobiernos se replanteen el tema. Esto, porque hoy hay necesidades económicas urgentes en las familias que ese dinero podría subsanar.

Así, se ha llegado a sugerir, por ejemplo, que las personas puedan retirar una parte de ese dinero ahora. De esa forma, podrían cubrir los gastos que tienen hoy, en especial si perdieron el empleo por cuenta del virus.

Perú y Colombia son dos de los países que evalúan los beneficios de esa iniciativa. Esta, sin embargo, plantea más dudas que respuestas con respecto a una pregunta fundamental. ¿Si gastamos ese dinero hoy, de qué viviremos en el futuro?

¿Te Imaginas Un Futuro Sin Dinero?

No estás condenado a vivir un futuro sin dinero - Hyenuk Chu

No estás condenado a vivir un futuro sin dinero – Hyenuk Chu

El tema de las pensiones antes de la pandemia ya era complicado en sí mismo. Porque existía una gran cantidad de personas que nunca ahorraron lo suficiente para recibir su pensión.

Por otro lado, existía otro grupo de gente. Este, a pesar de haber cotizado a lo largo de su vida laboral, seguramente no alcanzaría la meta. Entonces la duda que se planteaba era si algún día los que aportamos a la pensión hoy podríamos llegar a tenerla.

La crisis actual lo cambió todo, porque las necesidades del presente se volvieron más urgentes. Pero, precisamente por eso, hoy nos tiene pensando con respecto a cómo será nuestro futuro económico.

En especial, si se tiene en cuenta que han subido las tasas de desempleo. Y que existe incertidumbre con respecto a cuándo se eliminará el riesgo de contagio del virus. Lo que también respondería la duda sobre cuándo la economía volverá a la normalidad… o a la nueva normalidad.

Futuro Sin Dinero: Un Camino A Seguir

Las anteriores dudas nos llevan a varias posibles respuestas. Pero, tal vez, la más importante de ellas es lo relevante que resulta en este momento diversificar los ahorros. Y hacerlo también con las inversiones.

La segunda es lo vital que es que esa intención se vuelva hábito. Porque el dinero no crece milagrosamente. Es más, el factor tiempo es uno de los más importantes a la hora de generar riqueza.

La tercera es que, si lo que se experimenta ahora es escasez, se debe empezar por algo. Porque es un error pretender generar riqueza solo cuando seamos ricos. Esta se empieza a construir desde cero.

Finalmente, la cuarta es que se debe desarrollar un pensamiento a largo plazo con respecto a los ahorros. Estos no solo deben servir para suplir necesidades presentes sino garantizar la estabilidad económica futura.

Por Un Futuro Sin Dinero

Diversifica para no tener un futuro sin dinero - Hyenuk Chu

Diversifica para no tener un futuro sin dinero – Hyenuk Chu

En esta historia también cobra relevancia el portafolio de inversiones. Muchos piensan que este solo aplica para quienes invierten en la Bolsa de Valores de Nueva York. Pero están equivocados.

En este portafolio es necesario incluir todos esos instrumentos que nos permiten invertir dinero. Y, por lo tanto, generar ganancias. Hablo desde las cuentas de ahorro hasta, si es el caso, las inversiones en bonos.

Cuando se tiene un portafolio estructurado de esta manera, entonces, no solo es posible ahorrar. También es factible balancear las cuentas a medida que las circunstancias nos lo exijan, con el único fin de garantizar nuestro bienestar.

Así, por ejemplo, si tenemos un inconveniente económico y debemos sacar dinero de unos de esos rubros, podemos cubrirlo con otro. Mientras tanto, podemos generar ganancias con otro y así sucesivamente.

Pero, ¿Si No Tengo Tanto Dinero?

Esta es una pregunta recurrente. Y la respuesta es muy clara. Si no tienes tanto dinero, empieza por algo. En primer lugar, porque algún ahorro o ganancia puedes lograr. Y, en segundo lugar, porque podrás generar el hábito.

Piensa, por ejemplo, en cómo podrías enseñar estas estrategias a tus hijos. A ellos no les vas a dar miles de dólares mientras les enseñas a manejar su dinero. Seguramente, empezarás con algunos centavos.

Porque lo importante es que generen el conocimiento y la práctica. Así pueden construir un hábito y, más adelante, cuando les llegue el momento, manejar sumas mayores. Casi que el hábito es el que termina por hacer la ganancia.

Y esa es la mentalidad que debe primar cuando pienses en cómo quieres que sea tu futuro financiero. Recuerda que el peor camino que debes seguir es el de permitir que ese futuro dependa de la pandemia o del gobierno.

 

Evita un futuro sin dinero - Hyenuk Chu

Evita un futuro sin dinero – Hyenuk Chu

Tiempo De Cambios

Así que, mientras vivimos en este mundo de cambios, te reto a creer que un mundo mejor puede ser posible. Y que en ese mundo sí tiene cabida la vida que has soñado y en las condiciones en las que te la imaginas.

Así que no tiene sentido culpar a las circunstancias por tu realidad actual. Menos, cuando tienes herramientas para lograr tus metas, aunque no siempre veas el resultado de forma inmediata.

Por ahora, te dejo con ese mensaje. Vuelvo el lunes con más historias que te ayudarán a ser un mejor inversionista en la Bolsa de Valores de Nueva York. Que tengas un buen fin de semana. Mientras tanto, comparte tu opinión:

  1. ¿Tienes un plan alternativo de pensión, para no depender del que te ofrece el gobierno?
  2. ¿En qué quisieras invertir y aún no lo has hecho?
  3. ¿Has tenido que repensar tu portafolio de inversiones en los últimos meses? ¿Por qué?

¿Te ha gustado el post? Ayúdame compartiéndolo en tus redes sociales. ¡Gracias!