Cuánto ahorrar es la pregunta obligada que nos hacemos cuando tenemos dinero en nuestras manos. Esa duda nos asalta cuando no tenemos excedentes de dinero o cuando sí contamos con ellos.

Resolverla es clave porque siempre se ahorra con diversos propósitos. Pero uno de los más importantes debería ser el lograr generar una riqueza. Es decir, no solo ahorrar para comprar algo en algunos meses.

Sino ahorrar con el objetivo de invertir ese dinero, de manera que genere una rentabilidad. Especialmente, si se tiene en cuenta que los ahorros por sí solos no lo hacen. No importa en dónde se tenga ahorrado el dinero.

Esta también es una época propicia para pensar en este tema, pues es una parte fundamental de nuestro presupuesto personal. Pero ¿cómo organizarnos o estructurar nuestra estrategia de ahorro?

Ten presentes estos tres factores que te ayudarán a saber cómo clasificar tu dinero. Y a hacerlo según el propósito que quieras cumplir con él, porque un ahorro puede ayudarte a cumplir múltiples objetivos.

Cuánto Ahorrar A Largo Plazo… ¿Te Daría USD$1 Millón?

¿Cuánto Y Cómo Ahorrar A Corto Plazo?

El cuánto ahorrar lo determinan los objetivos que tienes

El cuánto ahorrar lo determinan los objetivos que tienes – Hyenuk Chu | Foto: Unsplash

En primer lugar, hablemos del ahorro a corto plazo. Este es el que se debería hacer para cubrir gastos un poco más inmediatos que otros, ya sean esenciales o no. Porque recuerda que todos tenemos diferentes necesidades y expectativas económicas.

Algunos de estos gastos pueden ser el paseo familiar que se quiere hacer durante el próximo feriado. O reemplazar los muebles de la sala, que ya son antiguos, están deteriorados y exigen un cambio.

Si estas son las motivaciones, es clave separar este dinero hasta que se cumpla el plan. Y no utilizarlo en otras actividades, a menos que sea estrictamente necesario. Pues, de lo contrario, esos planes pueden mandarse por la borda.

En este caso, lo importante es la conciencia detrás del ahorro. Muchos ahorran, pero luego les da pesar gastar el dinero. En cambio, cuando se tiene la conciencia correcta, el dinero ahorrado se gasta con la satisfacción de que está cumpliendo el propósito para el cual fue ahorrado.

Así que la tarea aquí es de doble vía. En primer lugar, es clave ahorrar de verdad. Nadie lo hará por nosotros. Y, en segundo lugar, tener esa visión correcta, según cada caso particular, con respecto a lo que se quiere hacer con ese ahorro.

Ahorro A Mediano Plazo

En segundo lugar, tenemos la posibilidad de ahorrar a mediano plazo. Esto incluye reservar un dinero para cumplir metas como las próximas vacaciones, comprar un auto o realizar gastos mayores a los típicos diarios.

Como se trata de un ahorro que se va a hacer durante un tiempo más largo, se debe procurar algo. Esto es generar al menos una rentabilidad mínima durante ese periodo. Un fin que se puede lograr al aprovechar las ventajas del interés compuesto.

Para lo anterior, existen en el mercado diversas alternativas. Los depósitos a término o los fondos de inversión cumplen esa función. Mantienen a salvo tu dinero por un periodo estipulado. Y al final te entregan ese capital inicial más un porcentaje de ganancia.

Sin embargo, las personas que tienen un perfil de riesgo más alto, aparte de la experiencia y el conocimiento, pueden optar por invertir en la Bolsa de Valores de Nueva York. Así, durante seis meses, por ejemplo, pueden ejecutar una estrategia de inversiones consistente.

Y, al final de este periodo, usar las ganancias generadas o un porcentaje de ellas para cumplir una meta en específico. No hay que olvidar que los verdaderos inversionistas tienen ganancias pequeñas a lo lago del tiempo en vez de una sola ganancia una vez.

Cuánto Ahorrar: Hazlo A Largo Plazo

¿Cuánto ahorrar? Lo suficiente como para ganar intereses

¿Cuánto ahorrar? Lo suficiente como para ganar intereses – Hyenuk Chu | Foto: Unsplash

La tercera alternativa es ahorrar a largo plazo. En este caso, casi siempre el objetivo de los ahorradores es construir una riqueza o un patrimonio. Para esto, deben destinar sumas de dinero de forma frecuente a este propósito.

Pero, tal como ocurre en los dos casos anteriores, el ahorro solo cumple la mitad de la función. Porque ayuda a mantener el dinero seguro y apartado del dinero de los gastos, para evitar tentaciones.

Pero ese ahorro, en la mayoría de los casos, no genera rentabilidad. Y esto hace que, de alguna manera, pierda valor en el tiempo. Porque mientras que crecen indicadores como la inflación, por ejemplo, ese dinero no crece.

Ahí es cuando cobra importancia la estrategia de invertir y no solo ahorrar. Pues al invertir sí se genera una rentabilidad. Es decir, que el dinero crece a medida que pasa el tiempo y así sí se puede construir una riqueza.

El tiempo es clave en esta ecuación, pues a mayor tiempo hay mayores probabilidades de que el dinero genere rentabilidad. Y así se pueda construir un patrimonio que se pueda disfrutar más allá de las necesidades económicas diarias.

¿En Dónde Y Cuánto Ahorrar?

En ese sentido, la pregunta que surge es ¿en dónde ahorrar? ¿Es mejor el banco o la alcancía? ¿Es más acertado tener cuentas separadas para cada propósito o una sola para todo el ahorro?

Creo que eso depende del nivel de organización y compromiso de cada persona. Algunas tienen una sola cuenta o fondo de ahorros. Ahí colocan el dinero destinado a diferentes propósitos. Pero, como son organizadas, saben cuánto se puede gastar en qué.

A otras personas lo anterior se les dificulta. Entonces, prefieren tener diferentes cuentas o fondos para diversos propósitos. De esta forma no solo tienen más claros sus balances, sino que evitan gastar el dinero destino a algo en algo más.

Así mismo, algunos prefieren la alcancía y otros el banco. Es posible que la alcancía sirva cuando se quiere ahorrar una suma de dinero no tan alta y a corto plazo. Pero, si lo que se quiere es ahorrar a mediano o largo plazo o construir riqueza, definitivamente existen otros mecanismos.

Esto debe definirlo cada quién con base en esos criterios. ¿Es el ahorro a corto, mediano o largo plazo? ¿Es la meta obtener rentabilidad mientras se ahorra o solo acumular una suma de dinero?

Dato útil sobre cuánto ahorrar

Dato útil sobre cuánto ahorrar – Hyenuk Chu

La Mentalidad Es La Clave

Finalmente, aquí quisiera llamar la atención sobre la mentalidad de los ahorradores e inversionistas. Algunos piensan que ahorrar poco no es útil o ni siquiera se preocupan por hacerlo de forma consistente.

Pero ahorrar debería ser una prioridad, así los ingresos no sean tan altos. Se trata de la única forma en la que se puede construir riqueza y eso debería bastar para adoptar esta buena práctica financiera.

Construir riqueza, a su vez, tiene múltiples significados. Para unos puede ser comprar la casa de sus sueños. O tener cómo mantener una vida sin preocupaciones al retirarse. El punto es que esos planes no se logran de la noche a la mañana.

Se requiere de concebirlos y trabajar por ellos. Y en esto está incluida la necesidad de ahorrar y hacer crecer el dinero. Por eso, más allá de que empieces a ahorrar porque yo lo digo, te hago otra invitación.

Analiza cómo está tu mentalidad con respecto al dinero. Si tienes una mentalidad de pobreza, empieza a trabajar por ahí porque si conservas esa mentalidad la riqueza nunca llegará a ti. Si ya eres “amigo” del dinero, entonces ahorra e invierte para construir tu patrimonio soñado. Ahora, comparte tu opinión:

  1. ¿Sueles ahorrar a corto, mediano o largo plazo?
  2. ¿En dónde ahorras?
  3. ¿Con qué propósito ahorras?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!