El dinero es un buen Esclavo,
pero un pésimo Amo

Shares
Share This