La educación juega un papel vital en cómo manejamos nuestras finanzas. Solo a partir de ella podemos buscar información confiable para saber qué hacer con nuestro dinero. Y, de esta forma, tomar decisiones acertadas con respecto a él.

Sin embargo, en la actualidad, en el mundo se registra una gran disparidad entre hombres y mujeres con respecto del acceso al empleo. De acuerdo con la UNESCO, la pandemia hizo que aumentara la desocupación en un 11% en América Latina.

Y que disminuyera la participación laboral especialmente de las mujeres. Hoy, dice un estudio elaborado por ese organismo, “más de un 30% de las mujeres pobres no participa en el mercado laboral por razones familiares y por la sobrecarga de trabajo de cuidados”.

Pero eso no es todo. Hay cosas iguales o más graves, como las relacionadas con la educación, por ejemplo. La UNICEF estima que “casi dos de cada tres niños, niñas y adolescentes siguen fuera de las aulas en América Latina y el Caribe”.

Estas dos realidades, entre otros, significan algo. Los hombres y las mujeres no tienen el mismo nivel de acceso al dinero. Así lo han reconocido el Banco Mundial y otras entidades de carácter internacional.

Educación Financiera Es No Hipotecar Tu Futuro

Hombres Vs. Mujeres

Se deben cerrar brechas entre hombres y mujeres con respecto a la educación

Se deben cerrar brechas entre hombres y mujeres con respecto a la educación – Hyenuk Chu | Foto: Unsplash

Según el Banco Mundial, de hecho, cerca de 2.400 millones de mujeres en edad de trabajar en todo el mundo no tienen los mismos derechos económicos que los hombres. Al mismo tiempo, en 178 países “se les impide participar plenamente en la economía”.

En 95 países, por otro lado, no existe igualdad en términos de remuneración salarial entre hombres y mujeres. En el caso de América Latina, dice la entidad que “las mujeres acceden a menos de tres cuartas partes de los derechos legales que se otorgan a los hombres”.

En ese sentido, existen países que han tomado la delantera y avanzado a favor de las mujeres. En 2021, por ejemplo, Argentina estableció que las ausencias laborales causadas por cuidado infantil deben contarse al calcular la jubilación.

Colombia, por su parte, es hoy el primer país de América Latina que cuenta con la licencia parental remunerada. De esta forma se busca reducir la discriminación contra las mujeres en el trabajo.

«Las mujeres no pueden lograr la igualdad en el lugar de trabajo si están en una posición desigual dentro del hogar», afirma Carmen Reinhart, vicepresidenta sénior y economista en jefe del Grupo Banco Mundial.

Nuestras Finanzas Y La Educación

Esta situación de las mujeres es preocupante porque no deberían existir tales abismos. Y porque todos, desde que somos niños o niñas, tendríamos que vivir en un mundo donde se nos garantice el acceso a los mismos derechos.

Pero no es así. Esto queda claro al analizar las cifras del Observatorio de Igualdad de Género de América Latina y el Caribe. Un observatorio adscrito a Organización de las Naciones Unidas.

De acuerdo con este, en México, por ejemplo, el 42.6% de las mujeres realiza un trabajo no remunerado frente a un 22.1% en el caso de los hombres. Por otro lado, en América Latina, solo el 28.5% de las mujeres ocupa altos cargos públicos.

Aunque las cifras vistas así parecen frías o insignificantes, algo se esconde detrás. Estamos lejos de países como Islandia, el país donde existe mayor igualdad entre mujeres y hombres, según el índice Global de Brecha de Género.

Cerca del 86% de las mujeres en ese país trabajan. La licencia de paternidad se estableció hace casi 20 años. Eso se traduce, nada más ni nada menos, que en unos mejores ingresos para las mujeres. Al final, todo lo anterior se refleja en una mejor calidad de vida.

¿Cómo Revertir La Situación?

Por eso debemos dar pasos para revertir la situación por la que atraviesa América Latina, si es que aún no lo estamos haciendo. En esta comunidad, por ejemplo, creemos en los jóvenes con ganas de salir adelante. Por eso muchos trabajan con nosotros.

Pero, al mismo tiempo, a nivel general, debemos retomar el control sobre nuestras finanzas. Es posible que pienses que no puedes hacer nada con respecto a un problema mundial, como la economía, en el que poco o nada tienes que ver.

Sin embargo, estás más involucrado de lo que piensas. Sobre todo, si tienes hijos pequeños o jóvenes. Por eso, es clave que te convenzas de que una de las herramientas que tienes para combatir las cifras de Latinoamérica es la educación financiera.

Esta no solo significa hacer un presupuesto mensual y seguirlo al pie de la letra. Por el contrario, significa saber de dónde viene el dinero. a partir de ese punto, puedes saber qué hacer con él.

Piensa en este caso. Si no sabes de dónde viene el dinero, es posible que seas un empleado toda tu vida. En cambio, si sabes de dónde viene el dinero, puedes emprender o invertir. Y así, dejar de engrosar las filas de quienes creen que el dinero solo puede provenir de un salario.

Educación y finanzas

Educación y finanzas – Hyenuk Chu

Nuestras Finanzas Y Educación En Ascenso

Ahora, la pregunta es ¿cómo empezar a cambiar el mundo y nuestra realidad personal? Es posible empezar a hacerlo con sencillas pero contundentes acciones. Estas son algunas de ellas:

  • Haz tu presupuesto, pero no por una formalidad. Hazlo porque así puedes tomar el control de tu dinero, saber de dónde viene, en qué cantidad y decidir a dónde quieres que vaya.
  • Si tienes niños o jóvenes a tu alrededor, empieza por hablar del dinero. Puede que otros piensen que no eres correcto. Pero solo así será posible que rompas con los mitos que a todos nos han inculcado. Y que les enseñes a los pequeños que se puede ser rico siendo buenos.
  • Para que te quede más fácil, muéstrales con tus ejemplos de fracaso lo que ellos pueden evitar. Diles, por ejemplo, qué tan rico serías si desde tu primer sueldo hubieras ahorrado un porcentaje sagradamente. O muéstrales que podrás retirarte tranquilo porque sí hiciste ese ahorro o porque sí invertiste.
  • Incentiva a esos niños o jóvenes para que, a partir de sus capacidades personales, aprendan a encontrar formas alternativas de crear riqueza. De esa manera los prepararás para cuando les toque enfrentarse al mundo real y tener que manejar su propio dinero.

Nuestras Finanzas Ya No Serán Un Tabú

Lo más importante de este proceso es que comprendas que debes tomar el control de tus finanzas. Solo así mejorarán. ¿Estás listo para hacerlo? Para iniciar, responde estas preguntas:

  1. ¿Qué es lo que te motiva?
  2. ¿Cuáles son tus metas con respecto a tus finanzas?
  3. ¿Quiénes te apoyan en esas metas?
  4. ¿Las estás logrando?
  5. ¿En qué aspectos te sientes débil?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!