Los ingresos personales, como su nombre lo indica, se refieren al dinero que recibe o que le “entra” a una persona. Usualmente, para determinar a cuánto ascienden, se analizan esos movimientos financieros durante un periodo de un mes.

Analizar esta variable de las finanzas personales es clave. Básicamente, porque no es posible ahorrar o invertir sin haber ganado dinero primero. En este sentido, cabe tener en cuenta que existen varios tipos de ingresos.

Y que una persona puede aprovechar las ventajas que le brinda uno solo o varios de ellos. Sin embargo, los verdaderos inversionistas son los que aprovechan las ventajas de múltiples vehículos de inversión.

Como consecuencia, aprovechan también el hecho de poder obtener diferentes tipos de ingresos. Eso es lo que los diferencia de quienes realizan otro tipo de manejo de sus finanzas personales.

Conocer estas variaciones es clave no solo por cultura general. También lo es porque te ayuda a planificar el manejo de tu dinero. Y así lograr obtener excedentes que, además, te faciliten ahorrar o invertir.

[Video] Este 2022: Nunca Darse Por Vencido

Gastos Fijos E Ingresos Personales

Los ingresos personales tienen que ver con tus gastos fijos

Los ingresos personales tienen que ver con tus gastos fijos – Hyenuk Chu | Foto: Unsplash

Los ingresos personales más comunes son los ingresos fijos. Es decir, los que se reciben de forma periódica. Usualmente, estos ingresos también son siempre iguales, a no ser que ocurran excepciones.

Hacen parte de ellos los salarios, pues se trata de un dinero que entra a las cuentas personales cada dos semanas o cada mes. Y, así mismo, la cifra que reciben cada 30 días las personas retiradas.

Igualmente, entra en este grupo el dinero que se recibe por el arrendamiento de inmuebles. Este ingreso cumple con la misma condición de los anteriores. Se recibe la misma cifra cada cierto tiempo.

Sin embargo, no deja de ser paradójico que se le llame ingresos fijos por una razón. ¿Crees que tienes asegurado tu puesto de trabajo y, por ende, tus ingresos? ¿Estás seguro de que en tu país alcanzará el dinero para pagarles siempre a todos los retirados?

No, ¿verdad? Pero bueno, digamos que esa es otra discusión. El caso es que es positivo tener ingresos fijos. De esta forma, no tienes que preocuparte por suplir tus necesidades básicas ni las que van más allá de eso.

Ingresos Variables

El segundo grupo de ingresos personales es el de los ingresos variables. Estos se refieren al dinero que ganas, sin que se trate siempre de la misma suma. También es un dinero que puedes obtener en diferentes periodos de tiempo.

El ejemplo más concreto es el de las comisiones que se pagan a ciertos trabajadores. Si durante un mes cumplen sus objetivos, reciben una suma de dinero extra. Pero, si al siguiente mes no los cumplen, dejan de recibir ese dinero.

Así mismo, son ingresos variables las utilidades que se obtienen por las inversiones. Porque es probable que, durante un mes, una persona registre varias operaciones ganadoras en términos económicos.

Y que, al mes siguiente, debido a su estrategia, el mercado o factores externos a él, las ganancias no sean las mismas. Tener estos ingresos, por lo tanto, resulta igual de valioso. Se trata de dinero que debería destinarse al ahorro o la reinversión.

Sobre todo, porque, en teoría, los ingresos fijos son los que deberían destinarse a suplir las necesidades básicas. Mientras tanto, los variables deberían destinarse a propósitos que vayan más allá de simplemente gastarlos.

Ingresos Personales: Los Ocasionales

Las ganancias ocasionales también son ingresos personales

Las ganancias ocasionales también son ingresos personales – Hyenuk Chu | Foto: Unsplash

Al tercer grupo de ingresos personales se le denomina ocasionales. Existen diferencias con respecto a la definición de este término, pues suele confundirse con el de los ingresos variables.

No obstante, los definiremos como ingresos que no son fijos. Pero tampoco son variables porque puede que ocurran, pero puede que no. Los variables es probable que ocurran, aunque no siempre sean iguales.

Entonces, podríamos decir que un ingreso ocasional es el premio mayor de la lotería. O, incluso, un trabajo extra que se realizó una única vez en el año por el cual se obtuvo una ganancia monetaria.

Estos ingresos guardan una relación con los variables y es la explicada anteriormente. Deberían destinarse a propósitos específicos e importantes. Para cubrir las necesidades están los gastos fijos.

Aunque, en realidad, suele ocurrir todo lo contrario. Esto es que las personas no planifican acertadamente lo que harán cuando reciban este dinero. Entonces, al tenerlos en las manos, lo gastan antes que ahorrarlo o invertirlo.

Tu Estrategia Para 2022

Tras aclarar lo anterior, lo importante ahora es que analices en qué posición estás tú. Es decir, si cuentas con los tres tipos de ingresos o si, como la mayoría de las personas, solo tienes ingresos fijos.

Esto te dará una pista para saber si estás dependiendo mucho de tu salario, por ejemplo. O si te estás dedicando a gastar y tal vez ahorrar dinero, pero muy poco a invertir con el fin de ganar utilidades.

Con esas dudas claras, entonces sí puedes analizar de qué forma es posible empezar a obtener también ingresos tanto variables como ocasionales. Te darás cuenta de que, generalmente, existen dos vías para generar esos ingresos.

Una es trabajando en negocios personales, por mencionar un caso. Y la otra es invirtiendo en real estate, para obtener un ingreso fijo por los arrendamientos mensuales, por ejemplo.

O invirtiendo en mercados como la Bolsa de Valores de Nueva York. Un mercado en el que puedes obtener ingresos variables en monto y periodicidad, pero con una alta probabilidad de que sean fijos por lo menos en cuanto a periodicidad. Esto último, si aprendes a operar como todo un experto.

Ten presente esto sobre los ingresos personales

Ten presente esto sobre los ingresos personales – Hyenuk Chu

Tus Ingresos Personales

Ya empezó el 2022. Un año en el que se espera que se consolide la recuperación económica, por un lado. Pero con amenazas a la estabilidad financiera personal y de los países, como la inflación.

Por eso, pon atención a tus finanzas personales y dedícales el tiempo que sea necesario. Solo de esta forma lograrás hacer una planeación que, de verdad, tienda a ayudarte a cumplir tus metas económicas.

No olvides que empezar esta evaluación por tus ingresos es clave. Pero que, a medida que lo haces, el tema va adquiriendo un poco más de complejidad. Pero no debes preocuparte por eso.

Aquí estamos para apoyarte al brindarte información de valor sobre las mejores metodologías para transitar por esa ruta. Así que tú pon el ánimo y la práctica, que nosotros te ayudamos con el conocimiento.

Espero que esta primera entrega sobre ingresos personales del año te sea útil. La próxima semana encontrarás aquí un artículo sobre cómo gestionar mejor tus gastos. Y así sucesivamente, hasta que tengas la fórmula completa del éxito financiero personal.

Ahora comparte tu opinión:

  1. ¿Qué porcentaje de tus ingresos es fijo, variable y ocasional?
  2. ¿De qué forma crees que puedes subir el porcentaje más bajo para lograr un equilibrio entre los tres?
  3. ¿Qué haces con tus ingresos variables y ocasionales?
  4. ¿Te gustaría que habláramos de esto y más en SHIFT?

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!

Shares
Share This