El score crediticio es una herramienta que utilizan las entidades bancarias o las que otorgan préstamos. Básicamente, les sirve para medir el riesgo asociado al otorgamiento de esos créditos.

O, en otras palabras, para conocer el perfil de los futuros deudores con respecto a su endeudamiento. Es decir, para saber si en el pasado han tenido un buen comportamiento con respecto al pago de sus deudas o no.

Por ejemplo, mediante esta herramienta se puede saber si una persona ha tenido créditos en el pasado o aún los tiene. Y si los ha pagado cumplidamente o ha incurrido en periodos de mora o no pago de sus obligaciones.

En el caso de que la persona haya sido responsable con sus créditos, obtendrá un score crediticio más alto. Esto puede abrirle las posibilidades a obtener más créditos para financiar sus proyectos personales.

Por el contrario, tener un score crediticio bajo puede cerrarles esas puertas.  Por eso es clave saber un poco más de este tema. Pero, ante todo, saber cómo gestionar las deudas para que no afecten nuestro score crediticio ni nuestras finanzas personales.

¡Ten Cuidado! Para Que NO Te Vean La Cara Mira Este Video:

Nivel De Endeudamiento: Clave Del Score Crediticio

¿En qué nivel está tu score crediticio?

¿En qué nivel está tu score crediticio? – Hyenuk Chu | Foto: Pixabay

Uno de los primeros aspectos que las entidades bancarias analizan de quienes solicitan créditos es su nivel de endeudamiento. Esto significa que ellas indagan cuáles son los ingresos mensuales que tiene una persona.

Al mismo tiempo, revisan cuántas deudas con el sistema bancario tiene en la actualidad. Si la persona tiene ingresos muy bajos y si, además, ya tiene deudas, es probable que no le otorguen nuevos créditos.

Esto sucede porque, para esas entidades, es muy probable que una persona así no pueda pagar nuevas deudas. De alguna manera, tú también deberías hacer este mismo análisis al solicitar nuevos créditos.

Me refiero a que debes evitar dejarte llevar por las ganas de comprar algo. Primero, es aconsejable que revises si adquirir esa deuda vale la pena. Segundo, lo que te recomiendo es que revises si lo que ganas te alcanzaría para pagar esa deuda.

Así, tú serás el primer filtro ante las ganas de endeudarte más. De esta forma, evitarás contraer responsabilidades que no puedes asumir. Al mismo tiempo, podrás mantener tu score crediticio en un estado saludable, pues este siempre baja cuando no pagas tus deudas.

El Score Crediticio No Significa No Tener Créditos

Pero ten presente algo. Muchos piensan que, para tener un buen score crediticio, es mejor no tener deudas con el sistema bancario. Se equivocan porque, si no tienes créditos, el sistema nunca podrá saber si eres un buen pagador o no.

Por lo tanto, si tienes varios productos de crédito, como las tarjetas, no se trata de que corras a cancelarlas todas si necesitas un nuevo producto. Pero tampoco se trata de que te llenes de productos de crédito.

Ambas acciones pueden resultar perjudiciales para ti. Entonces ¿qué hacer? Lo mejor es que siempre, ya sea que necesites nuevos créditos o no, tengas solo los productos de crédito que realmente necesitas.

De esta forma, por un lado, lograrás construir un historial crediticio que la entidad que lo requiera pueda consultar. Así, esta entidad podrá verificar si eres responsable con tus pagos o no.

Por otro lado, evitarás caer en el peligro estado del sobrendeudamiento. Es decir, en un estado en el que usas tantos productos de crédito que luego te queda imposible pagarlos.

Pagar A Tiempo, Clave En El Score Crediticio

Si pagas a tiempo tus deudas, mantienes un buen score crediticio

Si pagas a tiempo tus deudas, mantienes un buen score crediticio – Hyenuk Chu | Foto: Pixabay

Paralelamente, ten en cuenta algo. Los créditos funcionan así. Cuando tienes una necesidad, una entidad bancaria te “presta” un dinero. Lo hace en forma de tarjetas de crédito, créditos de libre inversión o consumo, entre otros.

Por prestarte ese dinero, te cobra unas cuotas de manejo y unos intereses. Ese dinero hace parte de las ganancias que tiene el banco por prestarte un dinero que, finalmente, corresponde al dinero de otros.

Porque el dinero que te presta un banco no cae del cielo ni sale de una máquina para hacer billetes. Proviene de la gente que consigna su dinero en el banco y que el banco, al reinvertirlo, hace crecer.

Por eso es tan importante pagar tus productos de crédito a tiempo. No solo aportas a que ese sistema funcione como un engranaje perfecto. También logras que tu score crediticio no se vea afectado.

Porque, recuerda esto. Para analizar si te pueden dar un nuevo crédito o préstamo, lo que primero analizan las entidades bancarias es si eres bueno pagando. Finalmente, lo que a ellas les interesa es estar seguras de que les vas a devolver lo que te prestaron.

Paga A Tiempo Todas Tus Obligaciones Financieras

Pero el análisis de los bancos no termina ahí. Claro, para ellos lo principal es estar seguros de que tú pagas tus créditos actuales a tiempo. Pero no solo se fijan en este detalle. ¿Sabes por qué?

Porque tú puedes ser muy responsable con el pago de tus créditos. Y, al mismo tiempo, puedes ser muy irresponsable con otras obligaciones. Entre ellas, el pago de los servicios públicos o de la telefonía móvil.

Es por esto que los bancos, al analizar tu score crediticio, también se fijan si tienes otras deudas aparte de las bancarias. Entonces, si descubren que no has pagado la luz, el agua o el teléfono, es posible que te nieguen un crédito.

Tú te preguntarás el porqué y la razón es la que he mencionado a lo largo de este artículo. A ellos solo les interesa estar lo más seguro posible de que tú les vas a devolver el dinero que te prestaron.

Por lo tanto, ven como una mala señal el hecho de que no pagues tus servicios públicos. Así que, si quieres mejorar tu score crediticio o solicitar más préstamos, no dejes de cumplir con ninguna de tus obligaciones financieras.

Score crediticio y deudas

Score crediticio y deudas – Hyenuk Chu

Gestiona Tus Deudas

Para terminar, no olvides esta máxima de la educación financiera. Las deudas en sí mismas no son negativas. Lo negativo es no saberlas gestionar o sobre-endeudarse. Porque eso sí significa que no estás teniendo ningún control sobre tu dinero.

Si este es tu caso, te propongo este curso de acción. Haz un listado de todas las deudas que tienes en este momento. Incluye el monto que debes, el porcentaje de interés asociado a cada una y el plazo máximo en el que debes cancelarlas.

Luego, decide entre estas dos alternativas. La primera es pagar la deuda más grande primero y lo más pronto posible. Si lo haces, cuando termines con ella, el dinero restante lo puedes usar para pagar las deudas más pequeñas o hacer abonos extraordinarios.

La segunda es pagar las deudas más pequeñas primero. De esta forma, con el tiempo, irás reduciendo el número de deudas que tienes. Ese dinero, al mismo tiempo, puedes abonarlo a la deuda mayor hasta pagarla por completo.

No sobra decir que, mientras resuelves el tema de tus deudas actuales, no deberías endeudarte más. Si lo haces, nunca saldrás de deudas. No podrás mejorar tu score crediticio ni acceder a más productos de crédito.

Así que toma acción hoy. No esperes a que tus deudas crezcan sin medida o a exponerte a un embargo por no pago. Sé que salir de la montaña rusa de las deudas no siempre es sencillo, pero eso no significa que sea imposible. Ahora, dinos qué piensas:

  1. ¿Consideras que tus deudas se están saliendo de control?
  2. ¿A qué crees que se debe esa situación?
  3. ¿Qué crees que puedes hacer para mejorarla?
  4. Mira el VIDEO: Cómo dejar de utilizar tu tarjeta de crédito | Método definitivo – YouTube de Hyenuk Chu

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!

Shares
Share This