La gran renuncia es un fenómeno que se experimenta con fuerza desde abril en Estados Unidos. Aquí te explico de qué se trata y, sobre todo, qué tiene que ver con las finanzas personales.  

Una “Gran Renuncia”

Para nadie es un secreto que la pandemia reconfiguró el panorama laboral en todo el mundo. En un principio, los trabajadores fueron enviados a trabajar desde sus casas. Pero esa simple orden hizo que muchos fueran más allá.

Entonces, no solo redescubrieron el placer de no tener que madrugar tanto. También, de poder desayunar sin afanes. Y de no tener que someterse a un largo trayecto en carro, tren o bus para llegar hasta la oficina.

Pero este año, luego de que la pandemia golpeara a Norteamérica, el mundo volvió a cambiar. O, mejor dicho, a la “vieja” normalidad. Empresas supuestamente vanguardistas como Google, por ejemplo, dijeron que pronto volverían a sus oficinas.

Mientras tanto, industrias que habían estado paralizadas, como la del turismo, volvieron a reactivarse. Entonces, los trabajadores en Estados Unidos vieron en esto una oportunidad. Y, sin proponérselo, empezaron a renunciar en masa.

Solo en abril de 2021, cuatro millones de trabajadores renunciaron a sus empleos. Dieron origen así a una revolución que, por sus dimensiones, ahora se conoce como la gran renuncia o the great resignation.

Mira Mi Video Sobre Cómo Lograr “La Gran Renuncia” Si Eres De La Generación X:

¿Por Qué La Gente Está Dejando Sus Empleos?

La gran renuncia se debe, en parte, a que los empleados no quieren volver a las oficinas, sino trabajar en casa

La gran renuncia se debe, en parte, a que los empleados no quieren volver a las oficinas, sino trabajar en casa – Hyenuk Chu | Foto: Pixabay

Pero, exactamente, ¿por qué la gente sigue dejando sus empleos ahora y apostándole a la gran renuncia? Al parecer, no todo acerca de la pandemia es negativo. Porque a los empleados, por lo menos, los está haciendo preguntarse si su trabajo era tan bueno como pensaban. Entonces:

  • Están renunciando porque se acostumbraron a trabajar en casa. Por eso, cuando sus actuales empresas les ordenan volver a la oficina, van pasando su carta. Finalmente, en el mercado están quedando vacantes porque otros también están haciendo lo mismo. Así que puede que no sea tan complejo volver a encontrar un trabajo.
  • Se están retirando de sus empresas porque ahora valoran más su propia salud. Pero no solo la física, por lo que quieren protegerse del COVID-19. También valoran más su salud mental. Como consecuencia, ante una orden de regresar a sus antiguos espacios de trabajo, prefieren dar un paso al costado. Es como si ahora supieran que la salud nadie se las “pagará”.
  • Se están yendo porque descubrieron que estar en una oficina no es garantía de que sean productivos en su trabajo. En cambio, estar en casa aumenta su eficiencia, entonces no ven razón para volver. Pero como muchas empresas piensan todo lo contrario, sale mejor, más fácil y rápido renunciar que tratar de convencer al jefe.
  • Estos empleados cayeron en cuenta de que no solo trabajan mejor en casa. También pueden dedicarle un poco más de tiempo a la familia. O aprovechar algunos minutos después del almuerzo para hacer la siesta o dar una vuelta en el parque. Entonces, ¿por qué no preferir esto ante las extenuantes rutinas del lugar de trabajo?
  • Finalmente, estar en casa les da una gran ventaja. Y es que pueden librarse de los colegas fastidiosos. O, por lo menos, no deben verlos ni saludarlos todos los días. Quizá, solo mandarles algunos mensajes por Whatsapp y ya está. De ahí que ahora prefieran renunciar si ningún jefe está dispuesto a cumplirles esas altas expectativas.

Efecto Burnout

El efecto burnout o de estress y cansancio excesivo motiva la gran renuncia

El efecto Burnout o de estrés y cansancio excesivo motiva la gran renuncia – Hyenuk Chu | Foto: Pixabay

Esta revolución laboral tiene otro ingrediente clave. Y es que el síndrome del Burnout o del empleado “quemado” es hoy más evidente. No es que antes no existiera. Lo que sucede es que antes no había tantas vacantes en el mercado.

Entonces, los trabajadores preferían trabajar hasta el cansancio sin importar las consecuencias. Porque, básicamente, no podían dejar sus empleos de un día para otro sin tener negativas consecuencias financieras.

En cambio, ahora, de alguna manera, tienen esa posibilidad de elección. Saben que, en algún lugar, están buscando a alguien de su perfil. Entonces no tiene sentido esperar más y, por eso, se atreven a unirse a la gran renuncia.

En uno de esos intentos, lo que están encontrando es empresas que se ajustan más a sus propias prioridades. Empresas que, de paso, les ofrecen una mejor remuneración económica o un mejor salario “emocional”.

Y que, por ende, los ayudan a superar ese síndrome de Burnout que se activa cuando a un empleado lo “explota” la empresa para la que trabaja. O se “explota” a sí mismo solo por conseguir mejores resultados.

Trabajo Flexible Para Todos

Adicionalmente, la gran renuncia lo que está haciendo es darles un mensaje a los empleadores. Y decirles “Ey, lo que la gente busca ahora es un trabajo con condiciones flexibles. Un trabajo en el que, por ejemplo, puedan administrar mejor su tiempo sin arriesgar la competitividad de la compañía”. Los que están logrando atraer talento hoy en día son, precisamente, los que están escuchando este mensaje.

Una Revolución Laboral

No obstante, existe otro factor que se está sumando a esta fórmula. Me refiero al dinero. Porque muchos pueden renunciar de un día para otro sin preocuparse por ese factor. Sin embargo, otros trabajadores sí deben considerar cuánto y quién les pagará a fin de mes.

Sé que la mayoría de empleados está en el primer grupo. Por otro lado, si soy sincero, quisiera que todos estuvieran en el segundo. Es decir, que no tuvieran que depender de un tercero para tomar decisiones.

Y que si están aburridos con su trabajo o su empresa pudieran dejarla sin preocuparse por las cuentas. Ni considerar si los contratarán o no. En conclusión, lo ideal sería que todos pudiéramos gozar de libertad y seguridad financiera.

Pero ¿cómo llegar a ese estado ideal en el que el dinero, o la falta de él, no es una preocupación? Te dejo algunas de las claves que han ayudado a varios millonarios a construir su patrimonio.

Inspírate en la gran renuncia y empieza a tomar acción sobre tu dinero

Inspírate en la gran renuncia y empieza a tomar acción sobre tu dinero – Hyenuk Chu

La Gran Renuncia Y La Libertad Financiera

  • En primer lugar, no consideres que el dinero es un asunto de corto plazo. Si lo haces, te lo ganarás hoy y te lo gastarás mañana. Nunca podrás retenerlo en tus manos, ni mucho menos hacerlo crecer.
  • Dale a tu dinero la dignidad que se merece. Si piensas que es un recurso para ganar y gastar, no le darás un verdadero propósito. Si reconoces el verdadero valor del dinero, sabrás mejor qué hacer con él.
  • Lo anterior se refiere a que, para muchos, el dinero es un simple papel, pero en realidad, se trata de energía en movimiento. O ¿cómo ganas dinero? Usando tus capacidades mentales y físicas. ¿No es así?
  • Entonces, teniendo esa conciencia, ¿no es mejor que al resultado de ese esfuerzo y de ese trabajo le des un mejor uso? Yo creo que sí. Por lo tanto, planea mejor cómo vas a obtener, gastar y hacer crecer tu dinero.
  • Este plan incluye lo que he mencionado varias veces aquí. Presupuestar, atenerse al plan, vencer la tentación de comprar, evitar las deudas. Y sobre todo, de forma muy especial…
  • Construir para cuando la situación externa se ponga difícil. Porque si hay una crisis y estás preparado, tu salud física o mental no tienen por qué depender de un trabajo o un salario.
  • En cambio, si no estás listo, tendrás que depender de las decisiones que un tercero tome por ti. Y es posible que debas hacerlo cuando no exista una gran renuncia que te beneficie.
  • Por esto, escúchame. ¡Toma acción hoy, empieza hoy! Sin importar cuál sea tu situación, empieza hoy mismo a buscar ese cambio que quieres ver reflejado en tu vida.
  • Si lo haces, habrás dado un gran paso, como el que están dando los que están aprovechando la gran renuncia. Esos que saben que, más allá del límite de la frustración, existe algo mejor.
  • Puede que, en uno de esos intentos, logres mejorar no solo tu vida personal, sino tu vida financiera también. Pero no olvides que, para recorrer una milla, tienes que dar el primer paso.

Ahora, compártenos tu opinión:

  1. ¿Cómo es tu trabajo soñado?
  2. ¿Qué sacrificarías (o has sacrificado) por dinero en tu trabajo?
  3. Cuéntanos ¿qué no sacrificarías nunca, aunque te paguen mucho dinero?
  4. Para tí, ¿qué es o qué significa La Gran Renuncia?
  5. ¿Ya sabías sobre este tema? ¿Dónde te enteraste?
  6. Descarga [INFOGRAFÍA] 14 Estrategias Para Que No Te Afecte El Paro En España Y El Desempleo En El Mundo – Hyenuk Chu

Si te ha gustado el post, te agradezco que me ayudes a compartirlo en tus redes sociales. 😉🙏

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!
Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

¡No te pierdas los mejores consejos para Inversionistas exitosos!

Recibe mis últimas noticias del blog en tu bandeja de entrada.

You have Successfully Subscribed!

Shares
Share This